A la sombra del Teide: Tenerife en 7 días

Atardecer en el Teide, Tenerife en coche

La sombra del Teide es alargada. El gigante dormido se divisa desde las aristas de la isla con su vestido de nubes. También desde las vecinas, pinchando el cielo majestuoso. Hoy te invito a un peregrinaje por su costa bordeando su cintura, bañarte en sus orillas, penetrar a sus entrañas y conquistar su cumbre. Te propongo una ruta por Tenerife en coche revelándote mis rincones preferidos. Esos que he descubierto en mis frecuentes viajes a estas tierras guanches de la que ya me siento hija adoptiva. Yo, en mi próxima vida me pido ser canaria.

Mar de nubes. Subida al Pico del Teide

Mar de nubes. Subida al Pico del Teide

Tenerife en coche: ruta de 7 días por la isla. 

Tenerife es mucho más que playa. Cierto que no se puede desaprovechar ese clima maravilloso de eterna primavera. Gracias a la ubicación geográfica y la bendición de los alisios se puede disfrutar junto al mar todo el año. Así que echa el bañador y la toalla al maletero. También las deportivas: vamos a perdernos por bosques de cuento. Caminar por campos de lava y pasear por pueblos de colores entre dragos y plataneras. El final del día nos encontrará con un atardecer al borde del océano saboreando una fresca Dorada.

Vistas desde el Pico del Inglés

Vistas desde el Pico del Inglés

Qué ver en Tenerife en 7 días. 

¿Por qué recorrer Tenerife en coche? Para movernos con mayor libertad y no depender de los intermitentes horarios de las guaguas. Pero, sobre todo, llegar a recónditos lugares y rincones especiales que te voy a desvelar a continuación…

Rincones secretos de Tenerife, Taganana

Rincones secretos de Tenerife, Taganana

Mapa de Tenerife.

Itinerario por Tenerife en 7 días. 

  • Primer día: Llegada a Tenerife. La Laguna.
  • Día 2: Ruta por el norte de Tenerife: bosque de Anaga, Bajamar, Punta del Hidalgo.
  • Día 3: Santa Cruz de Tenerife, Candelaria, Güímar.
  • 4: De La Orotava a Punta de Teno.
  • Día 5: Explorando los acantilados de Los Gigantes.
  • 6: Subida al pico del Teide.
  • Último día: Relax en las playas de Tenerife sur. 
Santuario del Cristo de La Laguna

Santuario del Cristo de La Laguna

Día 1: La Laguna, Ciudad de Paz.

Pongamos que aterrizas en Los Rodeos, aeropuerto Tenerife Norte. Si fuera en el sur, puedes hacer la ruta a la inversa… Junto al aeropuerto se ubica La Laguna, mi ciudad favorita de Canarias. Su trazado colonial de palacios con balcones de madera sirvió de modelo tras la conquista a las ciudades que se fundaron allende los mares como Cartagena de Indias. Conventos, iglesias, museos, la tumba de un pirata, bares de ambiente universitario…

Qué ver en La Laguna, Tenerife

La Laguna, Tenerife

Lo más destacado que ver en La Laguna es la iglesia de la Concepción, la primera que se construyó en Tenerife, observando la ciudad de Los Adelantados desde su campanario. La Laguna y su casco histórico, Patrimonio de la Humanidad, bien merecen una jornada. Mi rincón, ideal para deambular a primera hora de la mañana: el mercado de abastos, repleto de productos locales y vida.

Mercado de La Laguna

Mercado de La Laguna

Día 2: Tenerife en coche. Norte. Del bosque de Anaga a Punta del Hidalgo.

Las selvas de laurisilva son los bosques más antiguos del mundo, un reducto ecológico que sobrevivió a la última glaciación sólo en puntos muy concretos del planeta. La umbría, la niebla, dibujan un paisaje de cuento de hadas en los senderos que cruzan el Macizo de Anaga. Innumerables rutas de senderismo que nos pueden llevar todo el día o, al menos, una mañana, como el sendero de los Sentidos. Un camino para oler, tocar, sentir el bosque. Desde el Pico del Inglés las vistas son abrumadoras. Mi rincón: entre la Cruz del Carmen y el mirador del Pico del Inglés, por la TF-114, se descubre un viejo camino cortado (antiguo camino al Pico del Inglés). Un escenario de fantasía.

Camino, bosque de Anaga

Camino, bosque de Anaga

Para acabar la tarde, un paseo por el pintoresco pueblo de Taganana. Un baño en una de las playas más espectaculares de Tenerife, la de Benijo, o en las piscinas marinas con vistas al Teide en Bajamar y Punta del Hidalgo. El primer domingo de mayo se celebra la romería más popular de toda Canarias en la bonita población de Tegueste. Otro de mis rinconcitos: el Charco de Jover en Tejina.

Charco de Jover

Charco de Jover, Tenerife en coche

Día 3: Santa Cruz de Tenerife, Candelaria y Güímar.

Con una temperatura mucho más cálida que La Laguna, una mañana en Santa Cruz da para caminar por su centro histórico. Desde la plaza de España, salen las calles peatonales repletas de comercios donde se ubica la iglesia de la Concepción, también llamada la Catedral de Santa Cruz. El museo de la Naturaleza y el Hombre, imprescindible para conocer la historia de Canarias y en el que se guardan las míticas momias de los guanches. Un rincón del centro de Santa Cruz que me encanta es el mercado de Nuestra Señora de África. Flores, artesanías, verduras, carnes, pescados… Y en los bajos habilitados locales para degustar delicias locales tipo mercado gourmet.

Plaza de España, Santa Cruz de Tenerife

Plaza de España, Santa Cruz de Tenerife

Mercado de Nuestra Señora de África

Mercado de Nuestra Señora de África

Por la tarde, dos opciones: disfrutar de la playa en Las Teresitas o coger el coche y bordear la costa rumbo al sur. Al frente, si el día está despejado divisaremos la silueta de otra isla de cuento llamada Gran Canaria. En Candelaria se exhiben en su paseo las estatuas de los Menceyes: nueve estatuas de bronce de los reyes guanches. Un poco más al sur, el pueblo de Güímar. Tranquilo y poco turístico, además del misterioso barranco de Badajoz y las pirámides, junto al Puertito se ubica la reserva natural de Malpaís. Un espacio protegido de belleza lunar entre coladas lávicas y tubos volcánicos que domina la Montaña Grande.

Malpaís de Güímar

Malpaís de Güímar

Día 4: Norte: TF5 de La Orotava a la Punta de Teno.

El Atlántico a un lado, las laderas de Teide a otro. Recorrer la TF5 es de los itinerarios más bonitos que hacer en una ruta por Tenerife en coche. La primera parada es La Orotava, una villa declarada Conjunto Histórico – Artístico a la que pertenece el pico del Teide. Numerosas ermitas e iglesias, mansiones señoriales como la Casa de los Balcones o el palacio municipal donde se ubica el Ayuntamiento dan una idea de la importancia histórica de La Orotava.

La Orotava, Tenerife

La Orotava, Tenerife

La siguiente parada, siempre siguiendo al sol, es Icod de los Vinos y su legendario drago milenario. Los dragos eran los árboles sagrados de los guanches, a cuya savia del color de la sangre se le atribuían propiedades mágicas. Sólo por el gran drago, uno de los seres vivos más viejos del planeta, merece la pena parar en Icod.

Drago milenario, Icod de los Vinos

Drago milenario, Icod de los Vinos

A 3 km de Icod se ubica la Cueva del Viento, el quinto tubo volcánico más largo del mundo (los cuatro primeros se encuentran en el archipiélago de Hawaii). Formado hace 27 mil años con la erupción de Pico Viejo en el Teide, descender a las galerías con una visita guiada es de las experiencias más sobrecogedoras que hacer en Tenerife.

Visita a la Cueva del Viento, Tenerife

Visita a la Cueva del Viento, Tenerife

Para la tarde de un día completo en el norte de Tenerife, la TF5 sigue por un mar de plátanos hasta el bello municipio de Garachico. Piscinas naturales marinas en las que zambullirse y unas callejuelas encantadoras en las que sentarse en una terraza. Pero sin demorarse mucho. Espera uno de los mejores lugares para ver la puesta de sol en Tenerife: la Punta de Teno. Una carretera de vértigo pegada a la pared hasta llegar al faro. De espaldas, la inmensidad de Los Gigantes. De frente, la isla de La Gomera con su promesa de tesoro por descubrir.

Faro, Punta de Teno

Faro, Punta de Teno

Día 5: Los Gigantes, Santiago del Teide y Masca.

Hoy la ruta en coche por Tenerife nos lleva a seguir rodeándola por su parte suroeste, una de las más bellas y salvajes de la isla. Santiago del Teide es un pequeño municipio de interior que conecta con Buenavista del Norte a través de una tortuosa carretera, sólo para expertos. El zigzag por el interior de Los Gigantes esconde el caserío de Masca, lugar de leyenda. A nivel del mar, el animado Puerto de Santiago es un lugar ideal para darse un baño en una playa de arena volcánica con la silueta de La Gomera en el horizonte. De nuevo, toca sucumbir ante la impresionante visión de esos acantilados que llegan los 600 metros de altura.

Atardecer en Los Gigantes

Atardecer en Los Gigantes

Día 6: Subir al pico del Teide.

El techo de España. La mítica figura del volcán al que los romanos creían la montaña más alta del mundo cuando la observaban atónitos desde sus embarcaciones. Siempre que voy a Tenerife me es imposible resistirme a su magia y tengo que subir al Teide. He visto el atardecer sobre el mar de nubes desde los observatorios astronómicos. Paseado por las Cañadas y junto a Los Roques de García. Tomado el teleférico y ascendido el último tramo hasta su cumbre, que destila aún azufre. Para ello es necesario tramitar un permiso al Cabildo. Echa un vistazo a cómo subir al Teide a pie en este artículo de mis amigos de La gaveta voladora. Tras coronar la cima, se puede explorar su base por el sendero a Pico Viejo.

Subida al Teide

Subida al Teide

Roques de García, El Teide

Roques de García, El Teide

Día 7: Sur de Tenerife: Los Abrigos y el Médano.

Me olvido de Las Américas y Los Cristianos (a mí personalmente por ser excesivamente turístico no me gustan). Pero si hay algo que hay que disfrutar en el sur es de algunas de las playas más bonitas de Tenerife. Los Abrigos es un estupendo puerto para degustar delicioso pescado de Canarias como la vieja, el cherne o las lapas con mojo. La playa de la Tejita y el Médano, con la Montaña Roja como escenario, es el colofón para un último baño en este paraíso que a buen seguro ya te habrá conquistado llamado Tenerife.

El Médano, Tenerife

El Médano, Tenerife

Ruta por Tenerife en coche: consejos y recomendaciones.

Alojamiento en Tenerife: 

  • Para explorar la zona norte recomendable alojarse en La Laguna o Santa Cruz: el Gran Hotel La Laguna por calidad – precio y por las vistas de su piscina. Céntrico y económico, el Príncipe Paz en Santa Cruz de Tenerife.
  • En el sur, en Puerto de Santiago junto a Los Gigantes disfruté de mis primeras e inolvidables vacaciones en Tenerife en el hotel Playa La Arena, con una piscina climatizada y vistas a La Gomera desde el balcón de mi habitación.
Vistas del Teide desde el norte de Tenerife

Vistas del Teide desde el norte de Tenerife

Clima en Tenerife, ¿qué me llevo en la maleta? 
En Tenerife suele hacer buen clima todo el año (yo me he bañado en el mar en pleno enero) con una estabilidad de 25 grados. Para la noche es aconsejable una chaqueta. Para subir al Teide: forro polar, botas de montaña y pantalón de trekking. Al atardecer, en las cañadas del Teide la temperatura se desploma.

Atardecer en el Teide

Atardecer en el Teide, Tenerife en coche

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Esto significa que si compras o reservas a través de mi web obtengo una pequeña comisión, sin que por ello se incremente el precio final. Así me ayudas a seguir con el blog. Todo lo que recomiendo en esta ruta por Tenerife en coche está basado en mi propia experiencia. 

Deja un comentario

avatar