Ruta por Jordania en 7 días: explorando Petra y Wadi Rum

Ruta por Jordania 7 días

Atesoro varios momentos inolvidables de mis días en el país del horizonte naranja. El té más delicioso del mundo preparado en una hoguera al abrigo del viento entre las rocas, al atardecer, a manos de un beduino. Contemplar los arrecifes coralinos del Mar Rojo. Llegar ante la mítica fachada del Tesoro tras recorrer el desfiladero del Siq. Dicen que hay lugares que se quedan contigo y desde que empecé a planear mi ruta por Jordania en una semana intuí que el Reino Hachemita estaba destinado a ser uno de ellos. De Áqaba a Ammán, pasando por el rojo desierto de Wadi Rum y Petra, la ciudad de los nabateos. 7 días resultaron ser pocos para un itinerario demasiado ambicioso que incluía la ciudad de Jerusalén, donde comenzó todo. Con varios imprescindibles como el Mar Muerto en el tintero, yo sé que volveré a Jordania.

Atardecer en Wadi Rum, ruta por Jordania en una semana

Atardecer en Wadi Rum, ruta por Jordania en una semana

Mi ruta por Jordania en una semana en tres instantes…

Sentir el peso de la Historia y la mezcla de civilizaciones en la Ciudad Santa, Jerusalén. Cruzar la frontera en el Mar Rojo y descansar en sus cálidas orillas. Enamorarme de un desierto cuyo magnetismo encandila con sus montañas rozando los dos mil metros… Este fue mi viaje por Jordania.

El Monasterio de Petra

El Monasterio de Petra

Itinerario por Jordania en 7 días (con Jerusalén). Hoja de ruta: 

Mapa de Jordania. Fuente: Google maps

1 – Jerusalén, la Ciudad Santa.

2 – Eilat, cruce de frontera Israel – Jordania.

3 – Áqaba, Mar Rojo.

4 – Parque Natural de Wadi Rum.

5 – Petra, la ciudad de los nabateos (Wadi Musa).

6 – Ammán, la capital jordana.

Teatro Romano de Ammán, Jordania

Teatro Romano de Ammán, Jordania

Cómo llegar a Jordania desde Israel. 

¿Por qué comenzar por Jerusalén y no volar directamente a Ammán, la capital jordana? Un motivo económico y las ganas de conocer la Ciudad Santa motivaron este diseño de ruta. Los vuelos Madrid – Ammán resultaban bastante elevados; sin embargo, volar a Tel-Aviv salía casi «tirado». En cualquier caso, yo siempre comparo precios y horarios de diferentes compañías con el buscador de Skyscanner. Así pues, los dos primeros días fueron para explorar una de las ciudades más antiguas e increíbles del mundo, con todos sus matices y contradicciones.

El Muro de las Lamentaciones de Jerusalén

El Muro de las Lamentaciones de Jerusalén

En la tercera jornada nos dirigimos a Jordania, tras decidir cruzar la frontera por el sur, al borde del Mar Rojo, el más tranquilo y rápido de los tres pasos que hay entre ambos países. En este artículo explico todos los detalles de cómo cruzar la frontera entre Israel y Jordania.

cruzar la frontera entre Israel y Jordania

cruzar la frontera entre Israel y Jordania

Ruta por Jordania desde Áqaba.

En las orillas del Mar Rojo, la costera ciudad de Áqaba es una zona ideal para comenzar una ruta turística por Jordania, de sur a norte, finalizando en Ammán. El desierto de Wadi Rum se ubica a tan sólo una hora de carretera y ese sueño de piedra llamado Petra, a mitad de camino entre la capital y las montañas de roca.

Vistas de Petra, Jordania

Vistas de Petra, Jordania

En cuanto a cómo moverse por Jordania…

Nos movimos en taxi y transporte local -autobuses públicos- ya que entre tres personas nos resultó bastante económico (unos 10€ por persona en cada trayecto). También es posible alquilar un vehículo para poder moverte por tu cuenta y tal vez aprovechar mejor los días. Excepto el caos circulatorio de Ammán, que puede resultar un tanto agobiante, el resto del país es seguro para conducir. Créeme, a pesar de que se asocia a un destino conflictivo por su ubicación en Oriente Medio, viajar por libre en Jordania es totalmente seguro.

Excursión en jeep por el desierto de Jordania

Excursión en jeep por el desierto de Jordania

Toma nota: otras formas de moverte por Jordania y llegar a Petra son reservando un tour privado desde Ammán, la capital jordana. También se puede reservar una excursión de un día a Petra desde Jerusalén, en caso de que estemos al otro lado de la frontera.

No viajes a Jordania sin seguro de viaje… 

Por lo que pueda pasar, yo recomiendo InterMundial. Si lo compras a través de mi web tienes un 20% de descuento usando el código LACOSMOPOLILLA10. Lo puedes conseguir pinchando aquí:

Qué ver en Jordania en 5 días.

Áqaba, mi puerta de entrada al Reino Hachemita, se puede resumir en una apacible estancia en una ciudad que no tiene mucho para ver: su principal atractivo está bajo el agua. Los arrecifes de coral del llamado «Jardín Japonés« son una delicia para amantes del mundo submarino ya sea haciendo snorkel (los arrecifes están junto a la orilla) o buceo. Saborear un batido de aguacate (la cerveza sin alcohol jordana no la recomiendo; está malísima), un pescado a la plancha, el tradicional hummus y contemplar el atardecer en la orilla de la playa, escuchando la llamada a la oración, con la silueta de Egipto al fondo, es el preludio a lo que se viene. La promesa de lo mejor de la ruta por Jordania: Wadi Rum y Petra. No sin antes dormir una noche en el hotel reservado previamente: Al Qidra Hotel & Suites Aqabacéntrico y con buenas opiniones. Al día siguiente y a la hora acordada, el taxista llegó puntual para trasladarnos hasta el desierto.

Snorkel en el Jardín Japonés de Áqaba, Mar Rojo

Snorkel en el Jardín Japonés de Áqaba, Mar Rojo

Un día en Wadi Rum, el desierto rojo de Jordania.

T.E. Lawrence a Wadi Rum lo describía como «Inmenso, solitario… Como tocado por la mano de Dios». Sin duda Wadi Rum es un lugar insólito donde la energía mana de forma diferente, impregnando el organismo de luz. Transitando esos parajes cincelados por el viento, de roca con agua oculta en las rendijas que los nómadas saben buscar y aprovechar bien… Se siente paz, soledad, libertad absoluta. Me quedé absolutamente prendada de Wadi Rum y, hoy por hoy, es mi desierto favorito del mundo. La experiencia de dormir en un campamento bajo las estrellas, el Enjoy with Bedouins con su acogedora gente, fue sencillamente, maravilloso.

Campamento de Wadi Rum

Campamento de Wadi Rum

Visita a Petra, la ciudad de los Nabateos.

Petra fue la excusa. No lo niego, conocer la ciudad nabatea era un sueño recurrente, principal motivación para viajar hasta Jordania. De nuevo un taxi hasta Wadi Musa, y desde ahí al alojamiento en una casa familiar: el Bedouin Garden house en Bedoin Village, a 6 kilómetros de Wadi Musa, por la parte posterior de Petra. Por su inmensidad -es mucho más que el Tesoro- decidimos visitar Petra en 2 días, caminando hasta el Altar del Sacrificio, el Monasterio o las Tumbas Reales. Si bien la ciudad excavada en la piedra hace más de dos mil años no deja a nadie indiferente, su cara B como la explotación y el maltrato animal son una lacra que tristemente está lejos de ser erradicada, mientras haya turistas irresponsables que lo demanden. Una pena, ya que empaña la experiencia de recorrer un lugar único, Maravilla del Mundo y Patrimonio de la Humanidad.

El Tesoro, visitar Petra en 2 días

El Tesoro, ruta por Jordania en una semana

Ammán, la palpitante capital de Jordania.

El último día de la ruta por Jordania es para explorar Ammán y su imponente Ciudadela dominando la colina. Nos habían dicho que pasáramos de largo, que no merecía la pena y que fuéramos a Jerash, la ciudad romana. No hubo tiempo suficiente para esta última. Sin embargo, de Ammán me llevo un buen sabor de boca y no sólo por ese dulce llamado kunefe. Y es que, lejos del foco de atracción turística, Ammán es de verdad.

Palacio Omeya, La Ciudadela, qué ver en Ammán

Palacio Omeya, La Ciudadela, ruta por Jordania

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Esto significa que si compras o reservas a través de mi web obtengo una comisión sin que por ello se incremente el precio final. Así me ayudas a seguir con el blog. Todo lo que he escrito sobre mi ruta por Jordania en 7 días está basado en mi propia experiencia.

Deja un comentario

avatar

¡No olvides contratar tu seguro de viaje!