Qué ver en Budapest en 3 días
Europa Hungría

Guía para recorrer Budapest en 3 días: balnearios, miradores y bares en ruinas

Escrito por la
el
17 enero, 2022

Ay, Budapest. Qué sueño subir los peldaños hasta ese mirador de fantasía que es el Bastión de los Pescadores, con vistas al imponente Parlamento y el majestuoso río Danubio. Bañarse en uno (o varios) de sus manantiales geotérmicos -hay más de 80- convertidos en balnearios durante la Belle Époque. Asomarse a las reminiscencias de su pasado como segunda capital del Imperio austrohúngaro entre edificios históricos y palacios. Disfrutar en sus bares en ruinas, tan decadentes que ya son trendy. La llaman «la París del Este» y dicen de ella que es una de las ciudades más bonitas de Europa. Esto último lo afirmo, aunque os aseguro de que tiene una vida y una personalidad propia, sin necesidad de comparaciones. Visitar Budapest en 3 días deja resaca y muchas ganas de volver: es romántica, divertida y en esta última década se ha puesto muy «guapa», arreglando fachadas y desconchones desde mi última vez. ¿Necesitas más motivos para viajar a la capital húngara?

Budapest en 3 días, plaza de los Héroes

Budapest en 3 días, plaza de los Héroes

¿Tiempo recomendable en Budapest? Al menos, 3 días. Créeme, te va a apetecer pasar al menos medio día o tarde en a remojo en el balneario Géllert o el Schézeny, uno de los mayores complejos termales de Europa. Salir a tomar unas cervezas y trasnochar en sus pubs ruinosos con luces titilantes y música en directo. El ambiente es genial, la comida y hay mil planes que hacer en Budapest. Te resumo los mejores en esta guía.

Lugares que ver en Budapest en 3 días:

  1. Puerta de Viena.
  2. Bastión de los Pescadores.
  3. Iglesia de Matías.
  4. Barrio del castillo.
  5. Puente de las Cadenas.
  6. Kilómetro 0 de Budapest.
  7. Castillo de Buda.
  8. Jardín de los filósofos.
  9. Puente de la Libertad.
  10. Balneario Gellert.
  11. Parlamento de Hungría.
  12. Los zapatos del Danubio.
  13. Basílica de San Esteban.
  14. Palacio de la Ópera Nacional de Hungría.
  15. Gran sinagoga de Budapest.
  16. Szimpla Kert: ruin bar más famoso de la ciudad.
  17. Mercado Central de Budapest.
  18. Plaza de los Héroes.
  19. Museo de Bellas Artes de Budapest.
  20. Castillo de Vajdahunyad.
  21. Baños Széchenyi.

Mapa de Budapest: Google maps.

¡No viajes a Hungría sin seguro de viaje!

Por lo que pueda pasar, incluyendo imprevistos por la COVID-19 (cancelaciones, hospitalización, gastos médicos cuarentena en hotel…) yo recomiendo MONDO, ya que ofrece todas las coberturas y un chat médico con atención 24 h. Si lo compras a través de mi web tienes un 5% de descuento. Lo puedes conseguir pinchando aquí:

¿Cómo llegar a Budapest? Alojamiento recomendado.

Las dos ocasiones que he visitado Budapest lo he hecho desde Austria, la primera vez en coche y la segunda en tren. Cómodo y barato, hacer las tres ciudades imperiales Praga, Viena y Budapest en tren es un planazo para una semana o 10 días, ya que tienen muy buenas conexiones entre sí. En cuanto al alojamiento, reservé con antelación una habitación privada en un hostel en el centro, a unos minutos caminando del Parlamento, con muy buenas opiniones: el Full Moon Budapest; también tienen habitaciones compartidas con literas, ideal si se viaja sola, con bajo presupuesto y con ganas de conocer otros viajeros internacionales.

72 horas en Budapest: hoja de ruta. 

A continuación, todo lo mejor que hacer y ver en Budapest en 3 días dividido por barrios o zonas: comenzamos por Buda, en la orilla derecha del Danubio. El segundo día exploraremos Pest y sus excepcionales monumentos, dejando para la última jornada la parte más alejada del centro histórico y el merecido relax en el balneario Széchenyi tras el pateo. Planazo, ¿no?

Budapest desde el bastión de los Pescadores

Budapest desde el bastión de los Pescadores

Día 1: explorando Buda.

La Puerta de Viena -llamada así porque conectaba el castillo de Buda con el camino hacia la capital austríaca- es una reconstrucción de 1936 de la vieja medieval. Llamada también Puerta de los Sábados por celebrarse en este enclave el mercado durante ese día, es la entrada al barrio del Castillo.

Bastión de los Pescadores.

Bienvenida al mejor mirador de Pest. Una fantasía de torreones, balcones y escalinatas en estilo neorromántico con vistas al imponente Danubio y el Parlamento. Finalizado en 1902 según el proyecto del  arquitecto húngaro Frigyes Schulek, el bastión cuenta con siete torres que representan a las siete tribus magiares que se instalaron en la llanura húngara, junto a las aguas del Danubio, en el año 896. Si visitamos Budapest en Navidad, aquí se ubica uno de los mejores mercadillos navideños de la ciudad.

El Bastión de los Pescadores, mejor mirador de Budapest

El Bastión de los Pescadores, mejor mirador de Budapest

En el centro de la explanada el primer rey de Hungría, Esteban I, preside el lugar de honor esculpido en bronce, entre el bastión y la iglesia de Matías. Al atardecer y al anochecer, cuando se prenden las luces de la ciudad, es pura magia.

Esteban I de Hungría e iglesia de San Matías

Esteban I de Hungría e iglesia de San Matías

Iglesia de Matías.

Viajando un poco después en el tiempo del rey Esteban I, encontramos otro monarca famoso: Béla IV, rey de Hungría y Croacia entre 1235 y 1270. Artífice de la construcción del castillo de Buda sobre la montaña, también se le atribuye este magnífico templo gótico, alzado sobre una pequeña iglesia anterior. Aunque está consagrada a la Virgen, el sobrenombre le viene del rey Matías I, quien la reformó y dotó de los elementos renacentistas que hoy se observan. Ecléctica y singular -fue también mezquita durante la ocupación otomana de la ciudad- merece la pena visitar el interior, con espléndidas pinturas murales y vidrieras, testigos de la coronación de Francisco José I de Austria y Carlos IV, el último rey del imperio austrohúngaro.

Iglesia de Matías, Budapest

Iglesia de Matías, Budapest

Frente a la iglesia, en la plaza, tan solo a unos pasitos del templo se alza la Columna de la Santísima Trinidad, construida en 1709 tras una devastadora epidemia. Estas columnas de la peste proliferaron por toda Europa buscando la protección contra esta enfermedad, siendo la más impresionante la de Olomouc, en la vecina Chequia, Patrimonio de la Humanidad.

Columna de la Santísima Trinidad en Buda

Columna de la Santísima Trinidad en Buda

Barrio del Castillo.

Calles empedradas, museos, galerías, palacios y casitas con fachadas de colores pastel… Caminar por el barrio del Castillo de Buda resulta delicioso… Desde la puerta de Viena, donde comenzamos el paseo al mismo castillo que corona la colina. Sitios de interés son el Laberinto del Castillo, un conjunto de cuevas naturales formadas por la acción del agua bajo tierra, a 16 metros de profundidad. Estas cavidades han sido ampliadas y usadas desde el medievo como almacén, bodega, prisión o refugio durante tiempos de contienda. Dicen que en sus profundidades estuvo preso el príncipe de Valaquia, más conocido como el conde Drácula. Otro lugar que se puede visitar en este distrito: el Hospital de Roca, instalación militar secreta puesto en funcionamiento durante la Segunda Guerra Mundial y convertido en búnker antinuclear durante la Guerra Fría. Hoy es un museo de aquella época convulsa.

Barrio del Castillo, Buda

Barrio del Castillo, Buda

Puente de las Cadenas.

Desde el Bastión de los Pescadores se contempla el puente más antiguo y emblema de la ciudad, que une Buda y Pest salvando el Danubio. El original, inaugurado en 1849, fue dinamitado por las tropas nazis durante la Segunda Guerra Mundial; el actual data de 1949. A unos metros, en la orilla de Buda, se ubica la piedra del kilómetro 0 de Budapest, una piedra caliza de 3 metros de altura que marca el centro geográfico de la ciudad.

El río Danubio y el puente de las Cadenas

El río Danubio y el puente de las Cadenas, qué ver en Budapest en 3 días

Nota: te puede interesar reservar un crucero por el Danubio, una de las actividades top en Budapest.

Castillo de Buda.

El principal monumento que ver en Budapest en 3 días: no puede faltar en un itinerario. El castillo de Buda domina la ciudad con su silueta neoclásica y una gran cúpula azulada. Rodeado de jardines románticos, este inmenso palacio Real fue la residencia de los reyes de Hungría durante siglos, hasta la instauración del régimen comunista tras la Segunda Guerra Mundial. En la actualidad, sus salas palaciegas albergan varios museos como el Museo de la Historia de Budapest o la Galería Nacional Húngara.

Castillo de Buda

Castillo de Buda

Jardín de los filósofos.

Otro de los miradores a la ciudad, con vistas espléndidas sobre el castillo o el río, en la colina de Géllert. Es un rincón que a menudo pasa desapercibido por los turistas, donde pasear tranquilamente entre estatuas de pensadores y filósofos convertidos en piedra. Bajo este jardín, el puente de la Libertad, uno de los más bonitos que ver en Budapest con su estructura metálica surcada por el viejo tranvía.

Balnearios de Budapest: el Géllert.

Qué mejor forma que acabar la primera jornada de este recorrido por Budapest en 3 días que a remojo en un precioso lugar histórico. Poca gente conoce que bajo Budapest fluyen las aguas termales, con un total de 80 manantiales geotérmicos. Estas fuentes naturales con propiedades terapéuticas han sido usadas desde la antigüedad, pero sin duda durante el siglo XIX alcanzaron la fama con la inauguración de varios balnearios para deleite de la burguesía y la nobleza del imperio austrohúngaro. Uno de los más populares es el Géllert, de estilo art decó, construido bajo el monte del mismo nombre gracias a los manantiales cálidos con calcio, magnesio y sulfatos.

Balneario Géllert, Budapest

Balneario Géllert, visitar Budapest en 3 días

Consejos para visitar el balneario Géllert: el precio de la entrada individual cuesta 14 euros; hay que llevar chanclas, toalla y bañador. Gorro de baño si se quiere usar la piscina principal además de las piscinas geotermales, sauna y demás. La piscina exterior está cerrada durante el invierno. Horario: hasta las 19 horas.

Segundo día: Pest.

Parlamento húngaro.

Sus gigantescas dimensiones se intuyen desde los miradores de Buda: el Parlamento de Hungría es el mayor edificio del país y el segundo parlamento más grande del mundo tras el de Rumanía, ubicado en Bucarest. Finalizado en 1904, su soberbia estructura en estilo neogótico resulta elegante y solemne, en mármol, piedra y ladrillo. El interior, en granito, mármol y oro se puede conocer con una visita guiada.

Parlamento de Hungría

Parlamento de Hungría, qué ver en Budapest en 3 días

Los zapatos del Danubio.

El monumento a los Zapatos en el Danubio tiene una estremecedora historia: son el recuerdo a los 20 mil judíos asesinados durante la Segunda Guerra Mundial en la orilla, ejecutados y lanzados al río para que se los llevara la corriente. Zapatos de hombres, mujeres y niños recuerdan tan cruento episodio sin que nunca les falte velas o flores en señal de respeto.

Los zapatos del Danubio

Los zapatos del Danubio

Basílica de San Esteban.

Dando la espaldas al Danubio, a unos minutos caminando, el centro de Pest se despliega en animadas calles de tiendas y restaurantes donde saborear la gastronomía húngara. Una cúpula con dos torres sobresale en el skyline, junto con el Parlamento, son los edificios más altos de Budapest. La basílica catedral en estilo neoclásico se terminó a principios del siglo XIX y su interior guarda la reliquia más sagrada para los húngaros: la mano momificada de San Esteban, el primer rey del país (también santo). El precio de la entrada al interior es un donativo simbólico.

Basílica de San Esteban

Basílica de San Esteban

Barrio judío de Budapest.

Si seguimos callejeando por el centro de Pest, hay varios lugares históricos en los que detenerse: el Palacio de la Ópera Nacional de Hungría o la Gran sinagoga de Budapest, en la Calle Dohány. Con un estilo neomorisco inspirada en la Alhambra de Granada, marca el límite con el antiguo gueto judío de Budapest durante la Segunda Guerra Mundial. Anexo se ubica el museo Judío, la galería y templo de los Héroes, el cementerio judío y un memorial del Holocausto -se estima que al menos 400.000 judíos húngaros fueron asesinados en los guetos de las ciudades o campos de concentración-.

Gran Sinagoga de Budapest

Gran Sinagoga de Budapest

Szimpla Kert: ruin bar más famoso de la ciudad.

No podemos irnos del barrio judío sin acercarnos al pub en ruinas más famoso de la ciudad. Este tipo de locales proliferaron en edificios abandonados durante los años 80 y 90, coincidiendo con el fin de la era comunista. Decorados con grafitis, objetos extraños, reciclados o directamente del basurero, las luces de neón y las cervezas animan la noche en Budapest en estos pubs vintage que se han hecho muy populares entre los turistas. El Szimpla Kert figura en la lista de 100 mejores bares del mundo por la Lonely Planet, aunque sea por curiosidad ¡hay que verlo!

Szimpla Kert ruin bar

Szimpla Kert ruin bar

Otros sitios que ver en Budapest en este lado del río: la Noria de Budapest y el Mercado Central, aunque a este último más vale llegar temprano ya que cierra pronto.

Día 3: balneario Széchenyi y plaza de los Héroes. 

Plaza de los Héroes.

Última jornada de este itinerario por Budapest en 3 días y nos vamos hasta el extremo de la avenida Andrássy: la glorieta conocida como la Plaza de los Héroes rinde culto a los fundadores de la nación húngara -aquellas siete tribus- además de ser un sitio emblemático para la Revolución durante el Otoño húngaro. A ambos lados del monumento se localizan el Museo de Bellas Artes de Budapest y el Palacio de Arte, galería con exposiciones.

Plaza de los Héroes, itinerario por Budapest

Plaza de los Héroes, itinerario por Budapest

Castillo de Vajdahunyad.

En el parque de la ciudad, al borde del lago, este castillo de cuento me recordó al de Hunyand o Corvino que visité en mi ruta por Transilvania, y en efecto éste de Budapest se construyó a finales del XIX inspirado en él. Es posible entrar, ya que contiene el Museo de Agricultura.

Baños Széchenyi.

¿Qué tal terminar el día con un baño en las vaporosas piscinas al aire libre del balneario Széchenyi? Este edificio neobarroco con más de 100 años es uno de los complejos termales más grandes de Europa y, de día o de noche, un gustazo. Para acceder, mismas normas anteriormente descritas en el Géllert. A disfrutar del relax, nuestros pies cansados se lo han ganado.

Baños Széchenyi en Budapest

Baños Széchenyi en Budapest

Dónde comer en Budapest: lugares recomendados. 

La comida tradicional húngara es consistente, ideal para aguantar y coger fuerzas los gélidos días del invierno. El gulash es el plato nacional por excelencia: una sopa a base de carne de ternera, patatas, verduras y pimentón -lo que le da el color rojo tan característico-. Otro plato típico es el langos, la «pizza» húngara, así como el pollo paprika o los ñoquis húngaros. Varios sitios para comer en Budapest que me gustaron: el restaurante Robinson, en el parque de la ciudad; el archiconocido Hungakirum bistro, cerca del Parlamento y para tomar unas cervezas con buen ambiente el For Sale Pub, un ruin bar con música en directo. Y es que quien no disfrute Budapest, es porque no quiere.

Sopa de goulash

Sopa de goulash

Sigue viajando por el blog. Te puede interesar:

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Esto significa que si reservas o compras a través de estos enlaces obtengo una comisión sin que por ello se incremente el precio final. Así me ayudas con el blog. Todo lo que he escrito en este artículo sobre qué ver en Budapest en 3 días está basado en mi propia experiencia.

TAGS
2 Comentarios
  1. Responder

    Fermin

    25 enero, 2022

    Precio y fechas de salida desde Barcelona.
    Gracias

    • Responder

      cosmopolilla

      25 enero, 2022

      Hola Fermín, este artículo en mi web es una guía de viaje de Budapest para que te puedas montar el viaje por tu cuenta. Para ver precio de vuelo te recomiendo que uses un buscador como Skyscanner, para hoteles en booking (yo he dejado el link en el que me alojé en el artículo) y todo lo demás lo puedes visitar por libre. Si quieres un viaje organizado, lo mejor es que consultes con una agencia especializada. Un saludo

DEJA UN COMENTARIO