Visitar los Monasterios de Meteora en Grecia
Europa Grecia

Visita a Meteora, los “monasterios del cielo” en Grecia

Escrito por la
el
13 enero, 2022

Visitar los monasterios de Meteora, en Grecia, estaba en mi lista de sueños viajeros desde hacía demasiado. A la tercera fue la vencida. Por fin, en mi último viaje a Grecia nada más llegar a la capital griega compré un billete de tren de Atenas a Meteora para poder contemplar con mis propios ojos los llamados “monasterios del cielo”. No defraudaron en absoluto ¡a pesar de tener las expectativas altas! Suspendidos sobre el abismo, haciendo equilibrismos en las montañas de Tesalia, la piedra se funde con el muro: no se sabe muy bien dónde termina la roca y comienza el monasterio. Una belleza difícil de describir; son pura magia.

Vistas, monasterios de Meteora

Vistas, monasterios de Meteora

Dos días completos pasé en Meteora, visitando los monasterios a mi ritmo, esperando la puesta de sol desde el mirador que amablemente nos marcó en un mapa trazado a mano el dueño del rent a car como “Sunset Point”. Si también quieres descubrir este impresionante lugar Patrimonio de la Humanidad, te dejo un poco de información práctica tras visitar los monasterios de Meteora en Grecia, donde se inspiró la serie Juego de Tronos para “El Nido del Águila”. ¡Y no me extraña con semejante panorama!

Ubicación de Meteora en Grecia, mapa.

  1. Estación de tren de Kalambaka.
  2. Monasterio de San Nicolás.
  3. Convento de Roussanou.
  4. Sunset Point Meteora.
  5. Monasterio del Gran Meteoro.
  6. Monasterio de Varlaam.
  7. Meteora Panorama.
  8. Monasterio de la Santísima Trinidad.
  9. Convento de San Esteban.

Fuente: Google maps.

¡No viajes a Grecia sin seguro de viaje!

Por lo que pueda pasar, yo recomiendo MONDO seguros de viaje, ya que ofrece coberturas COVID-19 y además tienes disponible un chat médico las 24 horas. Si lo compras a través de mi web tendrás un 5% de descuento en cualquiera de sus productos:

¿Dónde está Meteora?

Los monasterios del cielo se sitúan al norte de Grecia, en la región de Tesalia. Salpicada de montañas, valles y bosques frondosos no queda muy lejos el Monte Olimpo, el pico más alto del país griego donde estaba la morada de los dioses. Sin embargo, no hay vestigios de la Antigua Grecia o civilización clásica en esta zona. Las rocas irregulares de Meteora no fueron habitadas hasta la Edad Media por un grupo de monjes ermitaños que se retiraron huyendo del ruido mundano. Ese es el origen de los primitivos monasterios de Meteora. Un lugar sagrado e imponente al que sin duda merece la pena viajar desde Atenas, la capital griega.

Monasterio Varlaam, Meteora

Monasterio Varlaam, Meteora

Los “monasterios del cielo” son edificaciones a 600 metros de altitud, sobre la misma cumbre de masas rocosas color gris, esculpidas por la erosión durante milenios, llamadas “Meteora”.

¿Cuántos días son necesarios para conocer Meteora?

De los 24 monasterios que llegaron a existir, hoy quedan solo 6 en pie. Durante la Segunda Guerra Mundial los nazis destruyeron muchos de ellos ya que fueron refugio para la resistencia griega. Un día suele ser suficiente, sobre todo si se va en vehículo privado, para ver los seis. Yo me quedé dos noches en Kalambaka -ya que al tercer día pusimos rumbo a la isla de Corfú– y me pareció un tiempo perfecto para ir sin prisas y disfrutar del entorno.

Cómo llegar a los monasterios de Meteora desde Atenas. 

Kalambaka, la pequeña “ciudad dormitorio” (totalmente enfocada al turismo) que se extiende a los pies de los monasterios, se encuentra 355 kilómetros al norte de Atenas. Desde la capital griega son 4 horas en coche, por lo que la forma más rápida de llegar a Meteora es por libre: coger un coche de alquiler a la llegada al aeropuerto de Atenas.

Transporte público a Meteora: en tren desde Atenas.

Desde la estación de Larissa hay tres trenes al día de Atenas a Meteora. El primero sale a las 8.29 y es directo a Kalambaka, el problema es que se suele llenar en seguida. En mi caso tuvimos que coger el siguiente con destino final Tesalónica y hacer trasbordo en una estación en medio de la nada, la de Paleofarsalos. Lo bueno es que el trasbordo sólo fue de 15 minutos. Lo mejor es consultar los horarios en la web oficial de trenes de Grecia. Y, si se puede, reservar el trayecto. Yo lo intenté pero se colgaba la web constantemente así que tuve que acudir a la taquilla de la estación.

Por último, otra cómoda opción es reservar un tour desde Atenas a Meteora, en minibús con visita a 3 monasterios.

Alojamiento en Kalambaka.

Al ser verano -temporada alta- y fin de semana, reservé con bastante antelación el Hotel Rex. Cómodo, buena ubicación y relación calidad – precio. Frente al hotel está la oficina de alquiler de coches / motos local y una taberna de comida tradicional griega que nos encantó, el mejor de los restaurantes que probamos en toda Kalambaka.

Visitar los monasterios de Meteora.

Rasgando el cielo, haciendo equilibrismos sobre las paredes verticales de roca. El paisaje es verde aún en los días más calurosos del mes de agosto. El paisaje en sí, por muchas fotografías que se hayan admirado, dejan sin palabras…

Los monasterios de Meteora inspiraron El Nido del Águila

Los monasterios de Meteora inspiraron El Nido del Águila

Los monasterios de Meteora se pueden visitar subiendo por la carretera principal en coche, moto, en bus desde la ciudad hasta el parking de cada monasterio -luego hay varios cientos de escalones según cuál-. También es posible subir caminando desde el pueblo, aunque la jornada si es verano puede ser agotadora. El monasterio más cercano -el de la Santísima Trinidad- se encuentra a unos 50 minutos caminando de Kalambaka, y lo cierto es que entre sí no están cerca.

El horario de autobuses públicos es un poco limitado -solo hay 4 al día, el primero sale a las 9:00-. En definitiva: para aprovechar el día al máximo y visitar todos los monasterios lo más recomendable es alquilar un coche o moto o contratar un tour. Nosotros alquilamos una moto por 20€ y así disfrutamos de subir y bajar a nuestro aire, además del atardecer desde las rocas los dos días que nos alojamos en Kalambaka. Mereció la pena.

Los monasterios del cielo: del Gran Meteoro a Agios Stéfanos.

Subiendo desde Kalambaka por la carretera principal el primer monasterio que aparece -casi camuflado entre la maleza- es el San Nicolás. El más pequeño y el que menos interés tiene por lo que sería el más prescindible en caso de tener poco tiempo para visitar Meteora.

Convento de Roussanou.

El siguiente monasterio pertenece a una pequeña comunidad de monjas al que se accede caminando por un sendero que atraviesa el bosque. El mejor lugar para ver el atardecer en las rocas de Meteora está ahí mismo, caminando unos metros desde el parking superior donde estacionan los vehículos hasta el anfiteatro natural que ofrecen las piedras orientadas al oeste.

Atardecer en los monasterios de Meteora

Atardecer en los monasterios de Meteora

Monasterio del Gran Meteoro.

Si seguimos hasta al fondo a la izquierda encontramos el principal monasterio, mayor en tamaño y en importancia del conjunto: el del Gran Meteoro también llamado de la Transfiguración. Te recomiendo que empieces la visita por este monasterio -ya que es el más famoso y al que más gente acude- y te presentes un poco antes de abrir, para evitar las largas colas que se acumulan en sus escaleras ascendentes donde no existe la sombra.

El monasterio del Gran Meteoro

El monasterio del Gran Meteoro

Si las vistas desde fuera de los monasterios son impresionantes, el interior no se queda atrás, con un pequeño museo sobre la historia del Monasterio con objetos religiosos, la cocina vieja y la iglesia donde oran los monjes, exquisitamente cubierta de pinturas murales que recrean los dogmas de la iglesia ortodoxa. El monasterio del Gran Meteoro fue fundado por San Atanasio de Meteora en torno a un templo dedicado a la virgen en la primera mitad del siglo XIV. La torre, la granja que surtía al monasterio y las celdas de los monjes fueron creciendo alrededor de la capilla inicial.

Cocina vieja de los monjes del monasterio

Cocina vieja de los monjes del monasterio

El monasterio de Varlaam.

Un poco más abajo, volviendo ya por la misma carretera, se localiza el monasterio de Varlaam, habitado por una pequeña comunidad de monjes. Es el más antiguo de los que hay en Meteora y su nombre se lo debe a su fundador, un monje de nombre Varlaam, quien construyó allá por el año 1350 una iglesia dedicada a los Tres Santos Jerarcas y varias celdas. Impresiona ver el sistema de poleas que se usan para transportar víveres y otras necesidades por encima de los barrancos.

Cajas de transporte de víveres a los monasterios de Meteora

Cajas de transporte de víveres a los monasterios de Meteora

Antes de llegar al siguiente monasterio, en la propia carretera principal es de parada obligatoria el mirador panorámico de Meteora. Con su paisaje de rocas pulidas por la acción del viento, el frío, la lluvia… ¡No deja indiferente! Resulta increíble pensar en cómo durante la Edad Media aquellos primeros ascetas o monjes ermitaños vinieron a parar aquí… Buscando refugio y retiro.

Monasterio de la Santísima Trinidad.

Otro de los monasterios más relevantes que ver en Meteora, aunque para llegar hasta él haya que salvar 130 escalones excavados en la roca (por el camino más corto).  La Santísima Trinidad posee una iglesia con espléndidos frescos pintados en 1741 y la pequeña capilla de San Juan, con frescos del siglo XVI. Como curiosidad cinematográfica, este monasterio acogió el rodaje de la película For Your Eyes Only, de la saga James Bond.

La Santísima Trinidad, visitar los monasterios de Meteora

La Santísima Trinidad, visitar los monasterios de Meteora

Convento de San Esteban.

Según cuentan las crónicas, este monasterio tuvo el privilegio de recibir la visita del emperador bizantino en 1333. Habitado desde los años 60 por una comunidad de monjas, es el único que no tiene escalones para acceder a su interior ya que está conectado a la carretera por un puente. El patio es un remanso de paz con espectaculares vistas al valle. Imperdible.

Jardín del convento de San Esteban, monasterios de Meteora

Jardín del convento de San Esteban, monasterios de Meteora

Horario de visitas de los monasterios de Meteora. 

Horarios de visita de los monasterios de Meteora

Horarios de visita de los monasterios de Meteora

Normas para visitar los monasterios de Meteora: vestimenta.

A pesar del calor que hace en verano, para acceder al interior de los monasterios hay que cubrirse hombros y rodillas, por lo que lo más recomendable es llevar pantalón (los hombres) y falda larga las mujeres. Si no, en los monasterios alquilan o prestan una falda, teniendo que abonar un precio extra junto a la entrada. El precio por visitar los monasterios de Meteora es de 3€ (cada uno). No está permitido tomar fotografías ni vídeos a los murales en el interior de las capillas. Sé respetuoso: se trata de un lugar sagrado y silencioso y debe seguir así.

Murales exteriores del monasterio del Gran Meteoro

Murales exteriores del monasterio del Gran Meteoro

Más información en la web oficial de Visit Greece.

Sigue viajando por Grecia en la web. Te puede interesar: 

¡Surcando el Egeo! Ruta de 10 días por las islas griegas

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Esto significa que si reservas a través de estos enlaces recibo una pequeña comisión sin que por ello se incremente el precio final. Así me ayudas a seguir con el blog. Todo lo que he escrito sobre visitar los monasterios de Meteora en Grecia está basada en mi experiencia.

TAGS

DEJA UN COMENTARIO