Ponte Velha, qué ver en Castro Laboreiro, norte de Portugal
Europa Portugal

Castro Laboreiro, una freguesía tradicional en Peneda-Gerês

Escrito por la
el
11 diciembre, 2020

Dólmenes, menhires, castillos medievales o lo que quedó de ellos, santuarios y construcciones para el ganado –inverneiras– se esconden en los bosques espesos y antiguos del Parque Nacional Peneda-Gerês, al norte de Portugal, justo en la raya con Galicia. Un paisaje abrupto y montañoso que asombra y enamora por su belleza agreste, solitaria. Si en una ruta por Portugal de norte a sur pensamos en sus luminosas ciudades costeras o pueblos marineros, recomiendo encarecidamente salirse de lo más típico y aventurarse por el interior en busca de parajes de naturaleza virgen. Hoy pongo en el punto de mira la aldea de Castro Laboreiro, ubicada a mil metros de altitud bajo las ruinas de un castillo de época medieval.

Río Castro Laboreiro, Portugal

Río Castro Laboreiro, Portugal

 ¿Y qué hay que ver en Castro Laboreiro? Una pintoresca villa abrazada por la naturaleza. Antiguo asentamiento celta, se conoce que estas tierras ya estaban habitadas en la Edad del Hierro. En el centro de la freguesía -pertenece al término municipal de Melgaço– se alza una pequeña iglesia y un museo Etnográfico. Aunque lo más relevante son sus alrededores, cruzados por senderos que conducen a cascadas y molinos, a través de un puente romano. ¿No suena a una escapada fuera de lo común, diferente?

Ruta de senderismo por Castro Laboreiro

Ruta de senderismo, qué ver en Castro Laboreiro, norte de Portugal

Cómo llegar a Castro Laboreiro.

Por su ubicación, bajo la provincia de Ourense, el aeropuerto más cercano para llegar a esta aldea y todo el municipio de Melgaço es el de Vigo, Galicia, a 69 kilómetros. Desde la ciudad de Oporto hay 150 kilómetros (unas dos horas en coche) por la E1, pasando por Braga y Ponte de Lima.

Castro Laboreiro entre la lluvia

Castro Laboreiro entre la lluvia

Explorar Castro Laboreiro es una excursión ideal si se está recorriendo la vecina provincia de Ourense, siguiendo el curso del Miño en dirección sur desde Ribadavia, capital del Ribeiro. Una ruta de escape que usaron durante el trascurso de la Segunda Guerra Mundial los judíos que buscaban refugio en Portugal, lejos de las garras de Hitler. Pero esa ya, es otra historia.

Las casas de Castro Laboreiro

Las casas de Castro Laboreiro

Alojamiento en Castro Laboreiro.

Me hospedé en el centro de la villa: el hotel Castrum Villae, en la carretera principal. La aldea es realmente pequeña: dispone de una pastelería con dulces típicos y café, además de un restaurante muy popular en la zona por servir comida tradicional de la región: el Mirador del castillo. Aunque toda la gastronomía de Portugal resulta deliciosa, al estar tierra adentro se estila más la carne que el recurrente bacalao, con sus 365 formas de prepararlo. Otra opción es alojarse en el pueblo de Melgaço, en la parte baja del valle, y desplazarse a Castro Laboreiro en coche.

¡No viajes a Portugal sin seguro de viaje! Seguro con garantías COVID. 

Desde la Pandemia por COVID-19 aconsejo asegurar el viaje por los imprevistos que puedan suceder como  cancelaciones, test en destino, hospitalización, cuarentena… Yo recomiendo Mondo Seguros de viaje ya que ofrece coberturas COVID y un chat médico con atención 24 horas en español. Si lo compras a través de mi web tienes un 5% de descuento. Lo puedes conseguir pinchando aquí:

Qué ver en Castro Laboreiro: el castillo medieval. 

En lo alto de una atalaya rocosa dominan el paisaje los vestigios de un castillo a más de mil metros sobre el nivel de mar. Destruido durante una fuerte tormenta a causa de un rayo, fue básicamente fortaleza militar, destinado a la proteger estas tierras fronterizas. En el paraje desolado que hoy ocupa, hogar de cuervos y otras aves, son perceptibles las huellas de una muralla y pequeña torre, alzada junto al patio de armas. Desde la villa salen dos senderos -uno recto y empinado pero corto y otro más llano y largo- hasta el punto más alto de las ruinas del viejo castillo.

Castro Laboreiro, Portugal

Castro Laboreiro, Portugal

La iglesia Matriz de Castro Laboreiro.

El corazón de la aldea lo ocupa la pequeña iglesia de piedra en la plaza central, con cruceiro y lavaderos. Sencilla y humilde, desde hace centenares de años recoge las oraciones de los habitantes de la freguesía: una parroquia rural compuesta por agricultores y ganaderos.

Iglesia Matriz de Castro Laboreiro

Iglesia Matriz de Castro Laboreiro

Museo Etnográfico de Castro Laboreiro.

De lo más interesante que ver en Castro Laboreiro es el museo Etnográfico, una didáctica visita para aprender sobre las costumbres y la vida tradicional en estas aldeas del Alto Miño, a través de muestras de trajes de época de las mujeres, fotografías y una vivienda tipo para recordar las duras condiciones de vida en esta aislada zona del norte de Portugal.

Museo de Castro Laboreiro

Museo de Castro Laboreiro

El puente romano y las cascadas do Laboreiro.

No es el único puente romano del Parque Nacional -ya que por estos lares discurría una calzada- pero tal vez el más popular es el Ponte Velha. Su estructura de piedra erigida en el siglo I salva las aguas cristalinas del río Castro Laboreiro, a 3 kilómetros al sur de la aldea. Como dato importante: durante la Edad Media se reforzó y se dotó de un nuevo enlosado con piedras de cantería. En el año 1986 pasó a formar parte del catálogo de Monumentos Nacionales del país luso.

Ponte Velha, Castro Laboreiro

Ponte Velha, Castro Laboreiro

Desde el Puente Velha nace el sendero que conduce a las cascadas do Laboreiro, armoniosos saltos de agua junto a viejos molinos que aprovechaban la fuerza del agua para moler el grano.

Cascadas do Laboreiro, Portugal

Cascadas do Laboreiro, Portugal

Las inverneiras de Peneda-Gêres.

Al explorar los alrededores de Castro Laboreiro por cualquiera de las rutas de senderismo que recorren el Parque Nacional de Peneda Gêres, es frecuente encontrar las Inverneiras. Construcciones de alta montaña al estilo de las cabañas payesas en la cornisa cantábrica, donde se refugiaban los aldeanos con el ganado de las inclemencias del tiempo. Muchas de ellas abandonadas en la actualidad, configuran un panorama pretérito y casi olvidado, en un norte de Portugal que para amantes de la naturaleza y lugares apartados del mundo resulta todo un hallazgo.

Las inverneiras, Castro Laboreiro

Las inverneiras, qué ver en Castro Laboreiro

Sigue viajando por Portugal en el blog:

Historias locales en Lisboa, la ciudad de las siete colinas

“Aqui nasceu Portugal”: qué ver en Guimaraes

Cabo da Roca: “Onde a terra acaba”

Aires marineros en Aveiro, la pequeña “Venecia” de Portugal

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Esto significa que si reservas o compras a través de estos enlaces obtengo una comisión sin que por ello se incremente el precio final. Así me ayudas con el blog. Todo lo que he escrito en este artículo sobre qué ver en Castro Laboreiro está basado en mi propia experiencia.

ETIQUETAS

DEJA UN COMENTARIO

Patricia Rojas
Barcelona

¡Hola! Soy Patri, periodista y apasionada de los viajes. Andaluza de Motril (Granada) desde 2013 escribo en lacosmopolilla.com relatos de lugares y gentes del mundo. En mi web encontrarás completas guías de países y ciudades, consejos para ahorrar viajando, rutas en coche o artículos sobre gastronomía local. ¿Viajamos juntas?

Miembro de
BCNTB logo