Timisoara, la ciudad de las flores en Rumanía

Qué ver en Timisoara, la ciudad de las flores de Rumanía

20 de diciembre de 1989. Timisoara, tras tres sangrientos días de protestas callejeras, se proclamaba como la primera ciudad libre de comunismo en Rumanía. Las banderas agujereadas por el centro, símbolo de la revolución, ondeaban victoriosas. "Y ganamos", susurró el anciano con lágrimas en los ojos: "Derrotamos al dictador". Su Historia es la de miles de personas que aún viven para contarlo en Europa del Este, al otro lado del Telón de Acero que cayó con la URSS. Timisoara fue el inicio del capítulo más importante de la Rumanía contemporánea. Conocerlo a través de sus protagonistas, un privilegio digno de sentir.

Memorial de la Revolución, qué ver en Timisoara

Memorial de la Revolución, qué ver en Timisoara

Oeste de Rumanía, frontera con Serbia. Las huellas de la Revolución Rumana, iniciada en la céntrica plaza de la Victoria, en esta mediana ciudad son más tangibles que en otras urbes del país. Timisoara no olvida a los caídos en la lucha por la libertad. Museos y homenajes se fusionan a la perfección en las plazas y avenidas de elegantes edificios de arquitectura secesionista en un magnífico casco histórico que le ha valido el sobrenombre de «Pequeña Viena». Aunque, por la abundancia de zonas verdes, también es «la ciudad de las flores». Por su patrimonio, su palpitante historia y su apasionante vida cultural, Timisoara se convirtió en uno de mis lugares favoritos en mi viaje por Rumanía, de la que pude disfrutar de tres días completos, paseo en barco y en el viejo tranvía incluidos. Si bien pilla un poco a desmano de la capital, Bucarest, sin duda el trayecto lo vale: puedo asegurar que merece la pena visitar Timisoara.

Qué ver en Timisoara, Rumanía

Qué ver en Timisoara, la ciudad de las flores de Rumanía

Un aliciente extra: en 2021 Timisoara será Capital Europea de la Cultura

Qué hacer en Timisoara: un fin de semana en la ciudad de las Flores. 

Como en tantas ocasiones, me hice a mí misma spoiler: busqué en Internet qué ver en Timisoara con el objetivo de conocer un poco sobre esta ciudad, sus lugares más turísticos. En cuanto la vi, me enamoré de plaza Unirii y sus casitas de colores. Magnífica carta de presentación que con semejante estampa invita a conocer mucho más: varias plazas monumentales, dos catedrales, una gran sinagoga… Y es que Timisoara, con más de 300.000 visitantes, no es una ciudad pequeña. Sin embargo su casco histórico se puede recorrer perfectamente a pie, en bicicleta o en tranvía turístico, deteniéndose en los principales puntos de interés. En hoteles como el que me hospedé (el NH hotel Timisoara) ponen a disposición de los huéspedes bicicletas de forma gratuita.

Atardecer en Timisoara, Rumanía

Atardecer en Timisoara, Rumanía

Lugares que ver en Timisoara. Mapa de la ciudad. 

Fuente: Google.com/maps/

  1. Plaza Unirii.
  2. La plaza de la Libertad.
  3. Strada de Alba Iulia (la calle de los paraguas de Timisoara).
  4. Plaza de la Victoria.
  5. Catedral ortodoxa metropolitana.
  6. Bastión de María Teresa.
  7. Memorial de la Revolución.
  8. NH hotel Timisoara.

No viajes a Rumanía sin seguro de viaje...

Por lo que pueda pasar, yo recomiendo InterMundial. Si lo compras a través de mi web tienes un 20% de descuento usando el código LACOSMOPOLILLA10. Lo puedes conseguir pinchando aquí:

La plaza Unirii, la más bella de Rumanía. 

Reminiscencias del Imperio de los Habsburgo se adivinan en los edificios históricos de la que tal vez sea la plaza más bella de toda Rumanía. Recorrer su gran perímetro de terrazas, palomas al vuelo y monumentos es un derroche fotográfico para la cámara. Tal vez sean la magnífica fachada de la Casa Brük -con su alegre colorido- la que atrape la mayor atención…

Casas de colores de Timisoara, Rumanía

Casas de colores de Timisoara, Rumanía

… Sin embargo, basta darse una vuelta para quedarse prendada de la Catedral Católica Romana y la Iglesia Serbia Ortodoxa, junto a otros edificios del siglo XVIII como el Palacio Barroco de Timisoara, a cuyas puertas se revive cada domingo por la tarde la ceremonia de la entrega de llaves de la ciudad. Tradición, cultura y arquitectura impregnadas a cada paso de sus regulares adoquines.

Entrega de llaves en Timisoara

Entrega de llaves en Timisoara

La «Pequeña Viena» de Rumanía.

Aquí se entiende – mejor que en ninguna otra parte- por qué el sobrenombre de «la pequeña Viena» a Timisoara. Como eje central: el Monumentul Sfânta Treime, una columna barroca que representa la Sagrada Trinidad.

La plaza Unirii es la más bonita de Rumanía, Timisoara

La plaza Unirii es la más bonita de Rumanía, Timisoara

En la Plaza de la Unión se respira ese aire universitario y cosmopolita que hace que Timisoara sea una de las ciudades más vivas de Rumanía. 

Ambiente de terrazas en Timisoara

Ambiente de terrazas en Timisoara

Strada Alba Iulia: la calle de los paraguas de Timisoara.

Del espíritu dieciochesco al revolucionario bajo un pasaje de paraguas de colores. La calle peatonal Alba Iula, una de las más comerciales de la ciudad con tiendas, heladerías, cafeterías, comunica la plaza de la Libertad, en la que se ubica la facultad de la Música y Teatro, con la plaza de la Victoria, una amplia ágora rectangular donde aún resuenan los ecos revolucionarios.

Calle de los paraguas de Timisoara

Calle de los paraguas de Timisoara

Nota: la mejor manera de conocer la Historia y principales emblemas de Timisoara es reservar un tour guiado por el centro de la ciudad

Centro histórico de Timisoara, Rumanía

Centro histórico de Timisoara, Rumanía

Plaza de la Victoria.

En un extremo el edificio de la Ópera Nacional; al otro, la Catedral Metropolitana de Timisoara, cristiana ortodoxa, repleta de rezos a la luz de las velas junto a las reliquias de un santo (San Ioan El Nuevo de Partoș, un obispo de Timisoara del siglo XIV). En el centro, entre el verdor de árboles y flores y la majestuosidad de los palacios de Art Noveau como el Neuhausz o el palacio Szechenyi, remueve sus aguas la emblemática fuente del Pez. Una estatua lobuna recuerda su pasado más remoto: cuando las centurias romanas tomaron esta plaza junto al río Begej.

Plaza de la Victoria, qué ver en Timisoara

Plaza de la Victoria, qué ver en Timisoara

«Tú que pasas frente a este edificio, dedica un pensamiento por la Rumanía libre». (Palabras esculpidas en La Ópera que recuerdan a los héroes de 1989).

La Catedral Metropolitana de Timisoara. 

Las piedras no olvidan. Eso parece decir la escalinata por la que se accede al principal edificio religioso de la ciudad. En ellas se derramó sangre durante la Revolución Rumana que consiguió derrocar al terrible régimen de Nicolae Ceausescu. La gran estructura de estilo bizantino, con once campanarios, guarda un espléndido interior de frescos y mosaicos. Su museo catedralicio, alberga más de 3.000 libros y algunos objetos preciosos eclesiásticos. Un clásico de principios del siglo XX, aunque parece mucho más antigua.

Catedral Metropolitana de Timisoara

Catedral Metropolitana de Timisoara

Memorial de la Revolución.

Historia tan reciente que aún duele. Dado que fue en esta ciudad donde prendió el foco de inicio de la Revolución, una visita más que recomendable de las que ver en Timisoara es el museo Memorial. El recorrido guiado con uno de los supervivientes, combinando Historia con recuerdos, es de las experiencias más emotivas que me llevé de todo mi viaje por Rumanía. Realmente, es difícil explicar con palabras lo que se siente… Al tener de frente la mirada sincera de quien sacrificó todo y se jugó la vida por un futuro mejor para sus conciudadanos, para su país.

Uno de los héroes de la Revolución Rumana

Uno de los héroes de la Revolución Rumana

En diciembre de 1.989 la ciudad de Timisoara se alzó contra el dictador de Rumanía, Nicolae Ceaușescu, dictador comunista que había sumido el país en la extrema pobreza y la desesperación. El 17 de diciembre ordenó al ejército disparar contra la población civil sublevada en Timisoara, provocando miles de muertos. La Revolución se extendió hacia Bucarest, donde las Fuerzas Armadas se unieron a los manifestantes. El dictador huyó junto a su esposa, pero fueron atrapados, condenados y ejecutados por sus crímenes. 

Un trozo del Muro de Berlín en Timisoara

Un trozo del Muro de Berlín en Timisoara

¿Más lugares interesantes para visitar en Timisoara?

Perderse por sus callejuelas, donde se percibe esa mezcla de la decadencia de la era comunista con los nuevos tiempos. Palacios desconchados con diosas por cornisas revelan un pasado glorioso, gastado por los siglos y la desidia. Asomarse al Bastión de Maria Teresa, junto a la rotonda con la fuente de los Cuatro Puntos Cardinales, donde se puede observar los restos de la antigua ciudadela de Timisoara. La gran Sinanoga sólo se puede observar su exterior ya que se encuentra en restauración. Y, por supuesto parques y jardines, ¡Timisoara, la ciudad de las Flores, está llena de espacios verdes! El parque Cívico, el Jardín Botánico, el parque Central…

El viejo tranvía de Timisoara

El viejo tranvía de Timisoara

Curiosidades: El monumento a la bombilla. Timisoara fue la primera ciudad europea en contar con alumbrado eléctrico en sus calles a finales del XIX.

Monumento a la bombilla, Timisoara

Monumento a la bombilla, Timisoara

Otras formas de conocer la ciudad son: a bordo del tranvía turístico, un tren reformado con bar y locución. También en un crucero en barco por el río Begej, hasta la frontera con Serbia.

Barcos para el paseo en el río Begej, Timisoara

Barcos para el paseo en el río Begej, Timisoara

Datos prácticos. Cómo llegar a Timisoara desde Bucarest.

A poco más de 500 kilómetros de la capital de Rumanía, la forma más rápida de llegar a Timisoara desde Bucarest es en coche: unas 7 horas combinando autovía con carretera nacional que atraviesa la agreste región de Transilvania, con sus bosques y montañas. En transporte público, son 10 horas aproximadamente en tren nocturno.

Atardecer en la plaza Unirii, qué ver en Timisoara

Atardecer en la plaza Unirii, qué ver en Timisoara

Hoteles en Timisoara:

En esta ocasión me hospedé en una cadena estándar, ubicado a unos 15 minutos caminando del centro histórico de la ciudad: el NH hotel Timisoara.

Excursiones desde Timisoara.

Próximo a la ciudad de Timisoara se ubica, ya en la región de Transilvania, el espectacular castillo de Hunyad, un palacio medieval cuya estampa es totalmente de cuento, que perteneció al rey de Hungría. Según cuenta la leyenda, el príncipe de Valaquia Vlad Tepes Draculea, fue prisionero en este castillo durante siete años. ¡Sin duda un imprescindible en una ruta por Rumanía!

castillo de Hunyad, Transilvania, Rumanía

Castillo de Hunyad, Transilvania, Rumanía

Sigue viajando por Rumanía en el blog:

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Esto significa que si compras o reservas a través de mi web obtengo una comisión sin que por ello se incremente el precio final. Así me ayudas a seguir con el blog. Todo lo que he escrito sobre qué ver en Timisoara está basado en mi propia experiencia. Agradecer a Experience Romanía por esta oportunidad de conocer la ciudad de las Flores. 

Deja un comentario

avatar

¡No olvides contratar tu seguro de viaje!