Qué ver en Viena en 3 días
Austria Europa

Viena en 3 días: 15 lugares imprescindibles de la capital de Austria

Escrito por la
el
19 mayo, 2022

Hoy ponemos rumbo al corazón de Europa. A una ciudad que suena a música clásica, a un vals al compás del Danubio Azul. Mi propuesta: recorrer lo mejor de Viena en 3 días, la elegante capital del Imperio. Llamada Vindobona por los romanos -«Ciudad Blanca»- la urbe de los palacios, de Sissi emperatriz, de Shubert, Klimt y Freud es una parada irresistible en una Ruta por Austria. Así la conocí por primera vez, en un verano recorriendo en coche las montañas del Tirol y el valle del Danubio para llegar a Viena; más tarde volví en plena Navidad con las luces de los mercadillos alumbrando calles y plazas. En cualquier época del año, Viena es un acierto seguro.

Palacio de Schönbrunn, Viena en 3 días

Palacio de Schönbrunn, Viena en 3 días

Lo primero que tienes que tener en cuenta es que es imposible ver Viena en 3 días, ¡la ciudad es enorme y hay cientos de monumentos! Así que toca hacer una selección y elegir. Es la más señorial de las tres ciudades imperiales: Praga, Viena y Budapest, aunque tal vez le falta el encanto bohemio de las otras dos. Aún así ¡hay que visitarla!

¡No viajes a Austria sin seguro de viaje! Seguro con coberturas COVID-19. 

Por lo que pueda pasar, incluyendo imprevistos por la COVID-19 (cancelaciones, hospitalización, gastos médicos cuarentena en hotel…) yo recomiendo MONDO, ya que ofrece todas las coberturas y un chat médico con atención 24 h. Si lo compras a través de mi web tienes un 5% de descuento. Lo puedes conseguir pinchando aquí:

Cómo llegar a Viena desde el aeropuerto.

Si vuelas al aeropuerto internacional de Viena el tranporte público es la opción más cómoda y económica. puedes comprar un billete de tren a Wien Mitte: por 12€ tienes el tren rápido, City Airport Train, conectando el centro histórico en 15 minutos. El tren «normal» tarda unos 25 minutos y también pasa por el centro en la línea S7, costando 2,90€. También puedes tomar un autobús local al centro de la ciudad por 5€.

Billete de tren del aeropuerto de Viena al centro

Billete de tren del aeropuerto de Viena al centro

Alojamiento recomendado en Viena.

He estado en Viena en 3 ocasiones, reservando alojamientos diferentes según época y precios:

  • Con coche: el Ibis Wien Mariahilf, tiene parking y es un hotel básico en una buena zona.
  • Viena en Navidad y fin de año: reservé un apartamento en un barrio de las afueras, cerca del palacio Schönbrunn (al que fuimos dando un paseo): el Gally Apartaments Vienna. Muy recomendable por calidad – precio ya que los precios en el mismo centro estaban imposibles. Bien comunicado en metro con el casco histórico y la Estación Central. Al ser un apartamento era la opción más cómoda para poder preparar el desayuno o la cena.
  • Centro histórico de Viena: Pension Dr. Geissler. Genial ubicación de un alojamiento básico y buen desayuno.
Alojamiento en Viena

Alojamiento en Viena

Ruta por Viena en 3 días.

¡Comenzamos la ruta a pie por el centro histórico! El primer día de contacto con la capital austriaca propongo disfrutar de sus principales monumentos: templos, palacios, edificios señoriales que si sus piedras pudieran hablar, contarían la historia del auge y caída de al menos dos imperios. Viena destila arte e historia en cada costado.

Catedral de San Esteban. 

En la plaza de St. Estaban se alza la majestuosa catedral de Viena. De primitiva construcción románica, allá por siglo XII, cuando la ciudad era una floreciente villa medieval, ha sido remodelada y ampliada en los siglos venideros. Los detalles más impactantes del exterior es su precioso tejado vertical cubierto de tejas esmaltadas en varios colores, creando un dibujo en zig zag. Sobre él se eleva la Torre Sur: con 136 metros de altura la punta es visible desde buena parte de la ciudad. La Torre del Águila o torre Norte, mandada a construir por Federico II, remata el conjunto: sin duda la de Viena es una de las catedrales más bonitas de Europa.

Catedral de San Esteban, Viena en 3 días

Catedral de San Esteban, Viena en 3 días

El interior presenta una estructura de tres naves, cuyo altar mayor está dedicado a San Esteban y su lapidación en Jerusalén. Los detalles del púlpito, de finales del siglo XIV, resultan de una asombrosa delicadeza: están esculpidos los cuatro padres de la Iglesia. Como sucede en otros templos catedralicios, en la de Viena están enterrados personajes de la realeza como el emperador Felipe III, en un sepulcro de mármol junto con otras personalidades de la época en la llamada Nave de los Apóstoles.

Interior de la catedral de Viena

Interior de la catedral de Viena

La Casa – Museo de Mozart.

¿Quién ha visto la película «Amadeus» de Milos Forman? Yo me declaro fan. Por eso tenía claro que de los lugares que ver en Viena tenía que visitar la Casa de Mozart sí o sí. Además, se ubica a unos pasos de la catedral, en la calle Domgasse nº 5. En unas estancias señoriales se encuentran las salas donde vivió la familia de Wolfgang los días de prosperidad, cuando el artista era un renombrado compositor de la corte. Si bien no se conserva ningún objeto de entoces: la casa resulta «un cascarón vacío». Hay que leer los carteles y hacer un ejercicio de imaginación recreando cómo serían estos salones y alcobas en los años de uno de los más grandes genios de la música de todos los tiempos.

La Casa - Museo de Mozart en Viena

La Casa – Museo de Mozart en Viena

Palacio Imperial de Hofburg.

Bienvenida a la residencia real de los Habsburgo: en este palacio situado a orillas del Danubio vivían los miembros de la dinastía imperial los inviernos; durante el verano se trasladaban al palacio Schönbrunn, a las afueras de Viena. Aunque en la actualidad el Palacio Hofburg es la residencia del presidente de Austria, los salones imperiales y el museo dedicado a Sissi emperatriz permanecen abiertos al público. Además de admirar las joyas de la corona y los tesoros del Sacro Imperio Germánico, pasear por las estancias privadas de José I o Isabel de Baviera, en los salones de Hofburg se organizan conciertos de música clásica para deleite de vieneses y turistas. Las piezas más interpretadas, por supuesto las de Mozart o los vales de Johann Strauss.

Biblioteca Nacional de Austria.

¿Te gusta visitar bibliotecas históricas? Apunta la de Austria: es una de las más bonitas del mundo. Mandada a construir por el emperador Carlos VI, bajo una gigantesca cúpula con pinturas murales se acumulan más de 200.000 tomos con siglos de antigüedad. En la sala principal también se aprecian dos globos barrocos venecianos, uno terrestre y otro del firmamento. Una auténtica joya histórica y literaria.

Muy cerca de la Biblioteca puedes encontrar otros museos, como es el caso del Tesoro Nacional de los Habsburgo, la cripta Imperial de los Habsburgo. Otra visita interesante es el Museo histórico y etnográfico de los Judíos vieneses; no llega al espectacular museo  POLIN de Varsovia, pero sirve para hacerse una idea de la historia de esta comunidad hasta el Holocausto. Para descansar los pies, sobre todo en verano: una refrescante parada en el Burggarten, jardín palaciego con una estatua de Mozart y unos invernaderos modernistas convertido en mariposario.

Estauta de Mozart, qué ver en Viena en 3 días

Estauta de Mozart en Viena

Ayuntamiento de Viena.

Callejeamos entre las animadas calles del centro hasta el Wiener Rathaus, el Ayuntamiento de la ciudad, sede del gobierno y la administración local. En medio de un parque se alza este edificio neogótico terminado de construir en 1883. Corona la torre un querido personaje: el Rathausmann, estatua de un portaestandarte dorado de 3,5 metros de altura que hoy es símbolo de la ciudad de Viena.

Ayuntamiento, qué ver en Viena en 3 días

Ayuntamiento, qué ver en Viena en 3 días

Parlamento de Austria.

En el mismo año que el Ayuntamiento se finalizó también el Parlamento austriaco, situado a unos minutos caminando uno del otro. El gigantesco edificio neoclásico imita un templo griego con columnas corintias, frisos esculpidos y una estatua de la diosa Palas Atenea en el centro de la plaza.

Parlamento de Viena

Parlamento de Viena

La Casa – Museo de Sigmund Freud.

El padre del psicoanálisis y una de las grandes figuras intelectuales del siglo XX nació en Moravia en 1856, pero casi toda su vida profesional ejerció en Viena. Hoy en el número 19 de Berggasse la Casa – Museo de Freud es una atracción turística y uno de los mejores sitios que ver en Viena para quien haya estudiado psiquiatría, psicología o simplemente le interese la vida y obra de este carismático doctor. Tras las vitrinas se exhiben cartas, escritos, documentos o fotografías de Freud, algunas con anotaciones sobre sus pacientes, ya que gracias a su reputación y fama sus colegas le remitían algunos de los casos más inéditos. Freud abandonó Viena y se trasladó a Londres en 1938, tras la anexión de Austria al Tercer Reich alemán. En un ambiente de antisemitismo creciente, al tener orígenes judíos temía por su seguridad y la de su familia.

Casa - museo de Freud, qué ver en Viena

Casa – museo de Freud, qué ver en Viena en 3 días

La Ópera de Viena.

Nos trasladamos ahora al otro extremo del casco histórico de Viena. La Ópera estatal es uno de los centros mundiales y lugares de referencia de la música clásica. El edificio, en estilo neorrenacentista, fue inagurado el 25 de mayo de 1869 con la ópera de Don Giovanni de Mozart. El concierto de Año Nuevo que se realiza cada año en la Sala Dorada por la orquesta filarmónica de Viena se retransmite en 54 países del mundo desde hace décadas cada 1 de enero. El precio de las entradas para un concierto de Año Nuevo en Viena puede costar entre 35 y 1200€, pero lo difícil es hacerse con una de ellas: se realiza por sorteo entre todos los solicitantes.

La Ópera de Viena

La Ópera de Viena

Karlsplatz, iglesia de San Carlos Borromeo. 

Una de las iglesias más bonitas que ver en Viena es la Karlskirche, ecléctico templo con toques romanos, orientales, griegos y rococós. Su construcción se debe a una promesa: la del emperador Carlos VI quien, durante una epidemia de peste que asoló la ciudad en 1713, prometió que en cuanto acabase alzaría una iglesia en honor al obispo de Milán San Carlos Borromeo.

Iglesia de San Carlos Borromeo en Viena

Iglesia de San Carlos Borromeo en Viena

Mercado de Naschmarkt.

Cerca de Karlsplatz encontramos el mercado más famoso de Viena y una de las principales atracciones para los turistas. Con puestos de flores, artesanías, souvenirs, pescado, frutas y bares de comida rápida también es un buen lugar donde picar algo o almorzar. Desde el clásico wiener schnitzel a sabores del mundo con comida italiana, turca o japonesa, entre otras.

Naschmarkt, mercado de Viena

Naschmarkt, mercado de Viena

Palacio Belvedere.

Si te gustan las pinturas de Gustav Klimt, con sus trazos sensuales y modernistas en mosaicos dorados de flores, tienes que ir al su Galería en el Palacio Belvedere, donde se exhiben muchas de sus obras. Entre otras, el mítico «Beso». El conjunto palaciego de estilo barroco, además de unos inmensos jardines también acoge en sus estancias el Museo de Arte Barroco austríaco y el de Arte Medieval. Imperdible.

El Beso, Klimt

El Beso, Klimt

El Palacio de Schönbrunn, el Versalles vienés.

Nos trasladamos ahora a la residencia veraniega de los Habsburgo. Concebido como pabellón de caza por el emperador Maximiliano II en una boscosa zona a las afueras de Viena, fue María Teresa quien lo convirtió en un bello palacio colmado de lujo donde más tarde deslumbraría a la corte la emperatriz Sissi. Sus estancias y jardines hoy son Patrimonio de la Humanidad, reflejo de la opulencia del imperio austrohúngaro y uno de los principales sitios que visitar en Viena.

Palacio de Schönbrunn, qué ver en Viena

Palacio de Schönbrunn, qué ver en Viena en 3 días

Hundertwasserhaus.

Mucho más contemporánea es este complejo residencial modernista, concebido como viviendas sociales en la década de los 80. El mejor ejemplo de arquitectura creativa presenta una fachada arbórea y ondulada, con jardines verticales y terrazas, semejante a una colmena de colores. Sin duda, la Hundertwasserhaus es uno de los sitios más curiosos que ver en Viena. ¡Y de los más populares en Instagram!

El Prater: la noria de Viena.

Si queda tiempo en esta ruta por Viena en 3 días una buena idea es cruzar el Danubio hasta el Prater, uno de los parques de atracciones más antiguos de mundo con una noria de 60 metros de altura. ¡Ideal plan para hacer con niños!

Extra: cosas que hacer en Viena en 3 días:

Una experiencia que vivir en Viena: asistir a un concierto de música clásica o un ballet de los Strauss. Emocionante e inolvidable, hay numerosas salas que los ofertan a módico precio. Se pueden comprar on line y en los lugares donde se dará el concierto, como la iglesia de Carlos Borromeo, el palacio de Schönbrunn o incluso en la propia Casa de Mozart. Otro de los típicos planes: un crucero fluvial por el río Danubio. Y una última recomendación: subir a la torre del Danubio, el mejor mirador de la ciudad de Viena.

Tabernas de Grinzing.

La primera vez que fui a Viena, hace ya muchos años, un amigo alemán que había vivido en la ciudad me recomendó este barrio un poco apartado del centro: es donde van los locales a degustar el vino del valle del Danubio. Se puede llegar en tranvía y sin  duda es toda una experiencia para una de las tardes en Viena: recorrer las tabernas o heuriger tradicionales sintiéndose un vienés más.

Dónde y qué comer en Viena.

Además de las tabernas de Grinzing o los puestos del mercado de Naschmarkt, dicen que no has estado en Viena si no has disfrutado de sus cafeterías neoclásicas: por ejemplo, probar una típica tarta sacher en el café Sacher. Paciencia, porque suele haber cola. Otro clásico: el Café central de Viena. Para almorzar, el plato más típico es el wiener schnitzel, que no deja de ser más que un filete empanado de grandes dimensiones.

Crema de calabaza

Crema de calabaza en el restaurante Griechenbeisl de Viena

Una recomendación para una cena romántica o tranquila, dentro del centro histórico: el Griechenbeisl, uno de los mejores restaurantes de Viena con gastronomía tradicional austríaca y música en directo. Su plato estrella es la oca, pero también hay delicias vegetarianas como la crema de calabaza. A mí me pareció exquisita.

Mapa de 15 lugares que visitar en Viena.

  1. Catedral de San Esteban.
  2. Casa – Museo de Mozart.
  3. Palacio Hofburg.
  4. Biblioteca Nacional de Austria.
  5. Museo del Tesoro Nacional de los Habsburgo.
  6. Cripta Imperial de los Habsburgo.
  7. Museo histórico y etnográfico de los Judíos vieneses.
  8. Burggarten, jardín palaciego.
  9. Parlamento de Austria.
  10. Ayuntamiento de Viena.
  11. Casa de Freud.
  12. La Ópera de Viena.
  13. Karlsplatz: iglesia de San Carlos Borromeo.
  14. Naschmarkt, mercado de Viena.
  15. Palacio Belvedere.
  16. El Palacio de Schönbrunn.
  17. Hundertwasserhaus.
  18. Prater: la noria de Viena.
  19. La Torre del Danubio.
  20. Tabernas de Grinzing.

Puedes ampliarlo en Google maps.

Sigue viajando por el blog. Te puede interesar:

Al son del Moldava: Praga en 2 días

TAGS

DEJA UN COMENTARIO