Esenciales de Cartagena, la ciudad del Realismo Mágico

Qué ver en Cartagena de Indias

Una ciudad amurallada al borde del mar Caribe. Fortalezas con cañones para defenderse de los piratas. Callejuelas con palacios, de coloridas fachadas revestidas de buganvillas. Palanqueras portando frutas exóticas. No es ningún secreto: Cartagena es re-linda. Escribió García Márquez que “la nostalgia siempre borra los malos recuerdos y magnifica los buenos”. Pero de mi visita a la ciudad colombiana sólo almaceno memorias de alegría. Y es que toda ella hechiza. Si aún no la conoces sigue leyendo: te cuento qué ver en Cartagena de Indias. Diez lugares esenciales para conocer su Historia, empaparse de su encanto y su cultura. ¡La cuna del Realismo Mágico te dejará fascinada!

Cartagena de Indias, Colombia

Calles del casco histórico de Cartagena de Indias, Colombia

Esenciales de Cartagena, la ciudad del Realismo Mágico. 

¿Cuántos días son necesarios para conocer Cartagena? Aunque yo me demoré más, saboreándola sin prisas, diría que 48 horas suelen ser suficientes para conocer todos los lugares qué ver en Cartagena de Indias: perderse por la ciudad intramuros. Contemplar el atardecer desde la muralla o hacerse amiga de la perezosa que habita la copas del Parque del Centenario ¿no suena a plan maravilloso? 

Atardecer en la muralla, Cartagena de Indias

Atardecer en la muralla, Cartagena de Indias

Cartagena extramuros. 

Murales de Getsemaní. 

Empiezo mi recorrido por los esenciales de Cartagena en el animado Getsemaní, donde me alojé. Se trata de un pintoresco barrio, pegado al Parque del Centenario, bohemio y divertido. Como Malasaña en Madrid o Gracia en Barcelona, se podría decir que Getsemaní está de moda y su ambiente, mola mucho. Por el día las turistas recorren sus callejuelas convertidas en un museo al aire libre de arte urbano: hay decenas de murales. Al atardecer el distrito cobra vida en torno a la plaza Trinidad, con música amenizando los puestos callejeros de comida y bebida en una atmósfera distendida. Tanto es así, que en los últimos años han florecido las cafeterías cuquis, las coctelerías de diseño o los locales para bailar salsa como el famoso Havana Club.

Grafiti de Getsemaní, qué ver en Cartagena de Indias

Arte urbano en Getsemaní, qué ver en Cartagena de Indias

Parque del Centenario.

Inaugurado en 1911 para celebrar los 100 años de independencia de Colombia, este parque rebosa de fauna y personajes campechanos como su cuidador, los libreros o simpáticos viejitos leyendo el periódico al sol. En la hierba de este vergel dormitan las iguanas. Pero las copas de los árboles también son la casa de ardillas, monos y una amigable familia de perezosos. Un agradable lugar para pasear y descansar frente al Muelle de los Pegasos.

Oso Perezoso, Costa Rica o Panamá

Perezosa en el Parque del Centenario de Cartagena

Castillo de San Felipe.

Sobre el cerro de San Lázaro se alzó en 1657 una fortaleza de ladrillo y roca, con el fin de proteger la ciudad -entonces colonia española- de los ataques piratas ingleses y franceses que azotaban las costas del Caribe. Túneles subterráneos, grutas, aljibes, garitas… Fueron escenario de batallas, asaltos de buques, fuego y cañonazos. Hoy el castillo de San Felipe de Barajas, además de ser Patrimonio de la Humanidad, es un excelente mirador a la ciudad de Cartagena.

Razones para viajar a Colombia

Castillo de San Felipe, qué ver en Cartagena de Indias

Monumento a la India Catalina.

La India Catalina fue secuestrada de niña por Diego de Nicuesa. Instruida en el idioma español y usada como intérprete por parte de los conquistadores españoles, se convirtió en la concubina de Pedro de Heredia. A la India Catalina se le rinde homenaje como mediadora y  “pacificadora”. Hoy su estatua de bronce preside el parque junto a la avenida que lleva el nombre de su amante, el conquistador de estas tierras y fundador de la ciudad de Cartagena.

Estatua de la India Catalina en Cartagena de Indias

Estatua de la India Catalina en Cartagena de Indias

La ciudad amurallada de Cartagena.

La Cartagena intramuros, aquella que deslumbró a García Márquez cuando atravesó su puerta al atardecer, es la postal mágica con la que soñé antes de venir. No me decepcionó; al contrario: me gustó mucho más de lo que me esperaba. Perderse por ella, olerla, disfrutarla… Es una experiencia que deja tan buen sabor de boca como un delicioso tarro de mango recién cortado.

Calles de Cartagena de Indias

Calles de Cartagena de Indias

La torre del Reloj, entrada histórica a Cartagena de Indias. 

La también llamada “Boca del Puente” fue y sigue siendo la entrada principal a la ciudad fortificada, casco histórico de Cartagena. El puente levadizo que existió antaño era el acceso desde Getsemaní y servía para protegerla en caso de asalto pirata. El icónico reloj de la torre, marca las horas desde comienzos del siglo XVIII. Bajo los arcos de la puerta, hoy se colocan vendedores de boletos de barco a Barú y a las cercanas Islas del Rosario.

Torre del Reloj, Cartagena de Indias

Torre del Reloj, qué ver en Cartagena de Indias

Plaza de los Coches.

Ya estamos dentro de la ciudad fortificada. La bella Cartagena de Indias se despliega en un sin fin de callejuelas y travesías de casonas y palacios que pertenecieron a nobles españoles, trasladados a las Indias en la época colonial. La primera explanada encontramos es la plaza de los Coches, presidida por la estatua del fundador Pedro de Heredia. Las calesas, como antaño, siguen esperando clientes. De ahí su nombre.

Plaza de los Coches, Cartagena de Indias

Plaza de los Coches, Cartagena de Indias

La plaza de la Aduana.

La más extensa de Cartagena es la colorida plaza de la Aduana, a la izquierda de la de los Coches. Se trata de una gran y soleada ágora rodeada de edificios coloniales en la que la estatua de Cristóbal Colón ocupa un lugar eminente. Su nombre proviene de la situación de la antigua casa de la Real Aduana en ella, donde se revisaban las mercancías que llegaban a puerto. Hoy, es donde se ubica la alcaldía de Cartagena de Indias. Frente a la plaza de la Aduana suenan las campanas de San Pedro Claver: un templo construido en 1580 declarado Monumento Nacional. Dotada de un claustro y museo, en su interior duerme sueño eterno el Patrono de los Derechos Humanos.

Plaza de la Aduana, Cartagena de Indias

Plaza de la Aduana, Cartagena de Indias

El museo del Oro Zenú.

Pero la plaza con más vida de toda Cartagena, donde siempre hay danzas, música, puestos de flores y fruta, es la dedicada al Libertador Simón Bolívar. Rodeada de edificios de gran importancia histórica como el museo de la Inquisición, quiero destacar el museo del Oro Zenú. De entrada gratuita, es un esencial que ver en Cartagena de Indias ya que permite asomarse a las antiguas culturas de Colombia. Un bonito edificio, con una gran colección de objetos de arte trabajados en oro, huesos o cerámica, que conectan con las raíces de las civilizaciones precolombinas.

Museo del Oro Zenú, qué ver en Cartagena de Indias

Museo del Oro Zenú, qué ver en Cartagena de Indias

Atardecer en la Muralla de Cartagena. 

Para enamorarse por completo de la capital del Realismo Mágico de Colombia, nada como sentarse frente al Caribe, en la muralla, y contemplar el atardecer con una melodía de saxofón de un músico ambulante de fondo. ¡Qué bella eres, Cartagena!

Atardecer en la muralla de Cartagena de Indias

Atardecer en la muralla de Cartagena de Indias

¿Más cosas que hacer en Cartagena de Indias? Sentir el Realimo Mágico en una ruta literaria tras las huellas de García Márquez.

Los alrededores de Cartagena de Indias. 

¿Cómo son las playas de Cartagena de Indias? Mi consejo es, que si hay tiempo, tomar una lancha desde el muelle de la Bodeguita a las Islas del Rosario. Un autentico paraíso natural entre manglares, donde hacer snorkel en el coral o nadar en una laguna luminiscente. Barú y Playa Blanca, las opciones más cercanas, suelen estar saturadas de turistas.

Playa de Barú, Cartagena de Indias

Playa de Barú, Cartagena de Indias

Consejos para visitar Cartagena de Indias.

¿Cartagena de Indias es peligroso? Como ya escribí en mi artículo ¿Es seguro viajar a Colombia? Mi experiencia y percepción es que Cartagena de Indias es muy segura para los turistas. Durante el día caminé sola tanto por la ciudad intramuros como por el centro histórico, tomé fotografías, hablé con la gente local… Lo que sí me recomendaron es que a partir de las 10 de la noche no fuera sola fuera de la muralla, cosa que cumplí. Aún así, por lo que pueda pasar… ¡No viajes a Colombia sin seguro! Yo recomiendo Intermundial. Si lo compras a través de mi web tienes un 20% de descuento usando mi código LACOSMOPOLILLA10. Puedes comprarlo pinchando aquí:

Alojamiento en Cartagena.

Mi “casa” en Cartagena fue el hostel Mamallena, en la calle principal de Getsemaní, el barrio más colorido y bohemio de la Heróica. Ambiente internacional y mochilero por precio asequible, a tan sólo diez minutos caminando de la ciudad amurallada.

Conexión a Internet en Colombia

Hostel de mochileros en Cartagena de Indias, Mamallena

Sigue viajando por Colombia en el blog:

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Eso significa que si reservas a través de ellos obtengo una comisión sin que por ello se incremente el precio, así me ayudas a seguir con el blog. Todo lo que escribo y recomiendo en este artículo sobre qué ver en Cartagena de Indias está basado en mi propia experiencia. 

Deja un comentario

avatar

¡No olvides contratar tu seguro de viaje!