Once Upon a Time in Hollywood! Recorriendo Los Ángeles en coche

Lugares que visitar en Los Angeles en coche de alquiler

¿Te imaginas? Tú, yo, un descapotable. Pelo al viento surcando las carreteras de California como las intrépidas Thelma y Louise. Una película con palmeras, vigilantes de la playa en las casetas de madera de Santa Mónica, surferos, algún actor guapo tipo Brad Pitt pero con final feliz, por favor… Vale, demasiada imaginación le pongo al asunto. Pero es que visitar Los Ángeles, la ciudad del cine, es sentirse dentro de un inmenso plató: ése que hemos soñado tantas veces a través de la televisión. Al más puro estilo Tarantino, puede que todo en Hollywood sea de cartón-piedra, mentira, fiestas, glamour, postureo. Un poquito de ficción. Y, sin embargo, hay que experimentarlo al menos una vez en la vida ¿no estás de acuerdo? Así que ponte tus mejores galas (o no, las compramos de camino en Melrose Avenue) y súbete a mi carro: vamos a recorrer Los Ángeles en coche. ¡Arrancamos!

Avenida de Beverly Hills

Avenida de Beverly Hills

Consejo: ¡las distancias en Los Ángeles son tremendas! Tras varias -malas- experiencias con el transporte público en L.A. la mejor recomendación que te puedo dar es que te decidas a alquilar un coche en Los Ángeles para moverte con rapidez y a tu aire.

Qué visitar en Los Ángeles en coche de alquiler.

Hemos aterrizado en el aeropuerto de L.A. huyendo del frío de Europa. Un horizonte naranja con una puesta de sol sobre el Pacífico da la bienvenida a esta ciudad extravagante donde todo es posible. ¡Nos ponemos en ruta! Hay tantos lugares excitantes, tantos kilómetros por recorrer que la impaciencia hace aparición junto a ese aire tibio de eterna primavera en la gran urbe de las celebrities.

Rascacielos de Los Angeles

Rascacielos de Los Angeles

“- ¿Estás despierta?
– Supongo que sí, tengo los ojos abiertos.
– Yo también. Me siento despierta.
– Bien
– Muy despierta. Nunca me había sentido tan despierta. ¿Me comprendes? Todo parece distinto. ¿También tienes la sensación de que te espera algo nuevo?
– ¡Beberemos margarita junto al mar, mamasita!” (Thelma & Louise). 

Exploremos L.A…

El cartel de Hollywood como escenario. Palmeras. Brisa marina. Los carteles señalan la dirección a Malibú Beach… Alquilar un auto en Los Ángeles con Avislac es una buena opción. Gafas de sol, cámara de fotos, gps y un camino trazado por esos lugares míticos que han marcado nuestra adolescencia con series de moda y películas románticas o de acción. Sintonicemos Red Hot Chilli Peppers «Californication«. Primera parada…

1 – Las casas victorianas del Down Town. 

Muy a desmano del metro, de los autobuses o de cualquier otro transporte público -ahí lo de ir en coche- está este barrio de mansiones antiguas. Sobre una colina, mirando al skyline de rascacielos de cristal del centro de Los Ángeles se distribuyen con sus pórticos y torreones. Fachadas púrpuras, azules, cubiertas de madreselvas en una atmósfera fantasmal… Aparcamos el auto frente a las dos casas más buscadas para la foto: la que sirvió para escenario de la serie «Embrujadas» (aunque estuviera ambientada en San Francisco). La otra, la casa del exitoso viodeoclip de «Thriller» de Michael Jackson.

Casa de Thriller en Los Angeles

Casa de Thriller en Los Angeles

2 – Sensación de vivir en Beverly Hills.

¿Brandon o Dylan, quién era tu preferido? Imprescindible para esta ruta por Los Ángeles en coche es recorrer Rodeo Drive -donde se grabó Pretty Woman– y admirar las mansiones de las estrellas. El lujo envuelve algunas de las casas más caras de L.A. en avenidas de palmeras que marcan la dirección al mar. ¿Ves la casa del Príncipe de Bel Air? Sigamos un poquito más adelante en dirección al mítico cartel de Hollywood y hagamos una parada en Melrose Place. El bulevar más colorido de Los Ángeles, gracias a los cientos de graffitis -como las famosas alas de Colette Miller- es uno de los rincones más buscados y fotografiados de la ciudad.

Mural de las Alas rosas de Colette Miller

Mural de las Alas rosas de Colette Miller

3 – El mítico cartel de Hollywood. 

Transitamos el Paseo de la Fama contando estrellas. Buscamos la de Marilyn, Orson Wells -friki del cine clásico que soy- hasta el Teatro Chino Grauman y el Museo de Cera. Dejamos atrás los estudios Warner Bros. Vamos ahora en dirección a la montaña, cuesta arriba por otra calle de película: Cielo Drive. Entre pinos y matorrales buscamos el recodo de la curva de Mulholland Hwy para tener sobre nuestras cabezas el mítico cartel de Hollywood. ¡Y lo conseguimos! Ahora sí que estamos dentro de ese filme soñado…

Cartel de Hollywood

Cartel de Hollywood, Los Ángeles en coche

4 – Observatorio Griffith, el mejor mirador de Los Ángeles.

La siguiente parada en este recorrido por Los Ángeles en coche es el mejor mirador de la ciudad, inmortalizado por James Dean en «Gigante». Rodeada de naturaleza en un bosque con ciervos, se olvida por un momento que estamos en una de las metrópolis más grandes y pobladas del mundo. Las vistas desde el Griffith, donde hay un telescopio para vigilar el cielo de L.A. son impresionantes, abarcando casi toda la ciudad hasta el océano.

Vistas desde el Griffith

Vistas desde el Griffith

5 – La idílica Venice.

Y es así, hacia el Pacífico, donde ponemos rumbo en nuestro coche ahora. Directas a uno de los barrios con mejor ambiente de Los Ángeles. Venice, a pie de playa, con sus canales en una diminuta versión veneciana, casitas de colores, flores, bares y tiendas se convierte para casi todas las visitantes en el distrito favorito de Los Ángeles. Se juega al voleibol, se hace skate y surf, se pasea en bicicleta… Tal vez es hora de dejar por un ratito el coche y desplazarnos a dos ruedas a la siguiente parada, en un viaje de ida y vuelta.

Venice Beach

Venice Beach, recorrido por Los Ángeles en coche

6 – Playa de Santa Mónica.

¡Parada imprescindible donde las haya! El final de la ruta 66 se marca con un cartel junto al que se fotografían cientos de personas -hayan hecho la ruta o no-. La noria del muelle cuajado de atracciones gira con colores brillantes al atardecer. Las olas rompen en los palos de madera y los vigilantes de la playa cierran las casetas porque terminó su jornada. Para acabar un día perfecto en Los Ángeles no puede ser en otro lugar que no sea aquí.

Playa de Santa Mónica al anochecer, Los Ángeles en coche

Playa de Santa Mónica al anochecer, Los Ángeles en coche

7 – Otro atardecer para el recuerdo en Long Beach. 

Gracias a que tenemos coche -ya dije que las distancias en Los Ángeles son enormes- podemos explorar la zona de South Bay. El muelle de Long Beach es un lugar de postal que muchos turistas se dejan por falta de tiempo ¡con la de encanto que tiene! Coloridas casas de estilo escandinavo, tiendas antiguas, barcos de recreo, una colina con un fotogénico faro y las luces del Queen Mary que se encienden al caer el sol. El ambiente en este rincón es genial, con agradables bares donde tomar un refresco o cenar al más estilo californiano.

Muelle de Long Beach

Muelle de Long Beach

8 – El corazón del Down Town de L.A.

De vuelta al centro histórico de Los Ángeles, antes de devolver el coche de alquiler con el que hemos cruzado la ciudad de este a oeste -o bien seguir hacia cualquier otro rincón de California- hay que parar en El Pueblito. L.A. tiene corazón latino, desde que fuera fundada por el gobernador español Felipe de Neve el 4 de septiembre de 1781. Durante años fue parte de México y allí se percibe este ambiente festivo de rancheras y mariachis, en su colorida plaza y mercado. Anexos, encontraremos el alto edificio del Ayuntamiento de L.A. (al que se puede subir en ascensor para admirar las vistas) y la esencia de una ciudad cosmopolita y tan variada que sorprende en cada esquina.

El Pueblito, DownTown de Los Angeles

El Pueblito, Down Town de Los Angeles

Código ético: este artículo contiene enlaces de afiliados. Esto significa que si compras o reservas a través de mi web obtengo una comisión sin que por ello se incremente el precio final. Así me ayudas a seguir con el blog. Todo lo que he escrito sobre esta ruta por Los Ángeles en coche de alquiler está basado en mi propia experiencia.

Deja un comentario

avatar

¡No olvides contratar tu seguro de viaje!